El 73 por ciento de las 315 familias entrevistadas en Argentina aseguró que permitieron "que sus hijos pasen más tiempo en Internet para temas de interacción social y entretenimiento" como consecuencia de las restricciones en la circulación que se decretaron en el país para mitigar la propagación de la Covid-19.