Todo es Covid hasta que se demuestre lo contrario - Mendoza Post
Viernes 31 Jul 2020 14 días atrás
porJorge Fernández Rojas
Periodista/Analista

Los trabajadores del Servicio  de Emergencia Coordinado (SEC) tienen miedo y bronca. Mientras trabajan, ven que muchas personas en la vía pública no respetan ninguna medida de bioseguridad. Muchos de ellos están sin ver a sus familiares y desde que pasamos a la etapa de distanciamiento social, la tarea del servicio de emergencia médica ha aumentado.

Para intentar concientizar, este jueves el SEC dio a conocer un video donde los agentes sanitarios hacen este pedido: "Quedate en casa porque yo no puedo". El médico Gonzalo Álvarez Parma es el encargado de área Covid del SEC y fue el vocero del estado de situación del personal de las ambulancias del sistema de salud pública.

Este mismo médico explicó el jueves 16 en el webinario de AMPROS, el gremio de los profesionales de la salud, las complicaciones que se le presentaba al SEC por haber cambiado el criterio de caso sospechosos de contagio de coronavirus. Fue durante el fin de semana largo del 9 de julio. Desde ese entonces se ampliaron los síntomas que pueden ser considerados para determinar que una persona es, en definitiva, un enfermo de Covid-19.

"Un diabético con diarrea y vómitos se transforma en sospechoso", dijo Álvarez, apuntando a que la población en riesgo de contagio por edad o por enfermedad de base con síntomas de estas características son las "personas prioritarias de testeo". Por lo que, con estos criterios aplicados desde hace tres semanas, la posibilidad de un enfermo de Covid se amplió considerablemente.

Una de las imágenes que detalla los síntomas que hace que muchas personas pasen a ser sospechosas de infección.

"Llegamos al punto de que todo se transforma en Covid hasta que se demuestre lo contrario", concluyó el médico de emergencias frente a sus colegas en el seminario virtual.

De contención a mitigación

Hasta ahora estamos en la fase de "contención", donde hay que trasladar a las personas con síntomas leves y por supuesto las que padecen estados más graves. La base está en aislar a toda persona para evitar la ramificación del contagio. Pero los 111 nuevos casos de este jueves 30, están demostrando que nos acercamos aceleradamente a la fase de "mitigación". Eso es lo que piensan médicos y enfermeros.

También leé: Otro récord, 111 nuevos casos en Mendoza

La mitigación es la fase donde la prioridad es la atención de los enfermos más graves en los centros sanitarios y quienes cursen la enfermedad con síntomas leves entonces ya no deberán asistir a los hospitales: tendrán que aislarse en espacios preparados para este tipo de contingencia.

Puro oficio de medicina de urgencia

Hay algo que los agentes sanitarios del SEC conocen de tanto trasladar personas en urgencias a las guardias de los hospitales. El sistema de salud siempre está al borde del colapso, afirman. Ahora se ha rediseñado la capacidad y sólo se han sumado seis camas críticas en el Hospital Central.  

El médico experto en emergencias, Gonzalo Álvarez Parma.

En el inicio de la cuarentena, se habían preparado 3 unidades "móviles Covid". Con la nueva calificación de posible caso, ahora las 23 ambulancias están equipadas para tratar casos virales. Por eso todo el personal se traslada encapsulado pensando que el microbio está en todo lugar y espacio.

También leé: En Mendoza se recuperaron 82 pacientes en tres días

Por lo descripto, el SEC es uno de los termómetros en la calle. Estamos en un punto de quiebre de la pandemia en Mendoza. De acuerdo a las estimaciones, en tres semanas estaremos en un punto crítico en la cantidad de casos positivos y ya estaremos mitigando los daños virales.

Ese panorama es el que los médicos y enfermeros de la emergencia están queriendo transmitir cuando dicen que nos quedemos en casa porque ellos no pueden hacerlo.

Los trabajadores de la salud, buscan concientizar a la población.

"Evitemos estar en contacto con personas desconocidas, evitemos estar en grandes aglomeraciones, usemos el tapaboca para protección propia y social, guardemos la distancia de dos metros, apliquemos el aislamiento voluntario y lavemos nuestras manos con agua y jabón con frecuencia", detalla y cierra cada charla Álvarez Parma.