Policías de Godoy Cruz alarmados por cercanía del último caso de coronavirus - Mendoza Post
Martes 5 May 2020Martes, 05/05/20 atrás
porJorge Fernández Rojas
Periodista/Analista

Una escalada de avisos entre los policías de la Comisaría 27 en Godoy Cruz creció cuando se enteraron que la última persona infectada es hija de una policía que presta servicio en esa unidad de la fuerza

Los posteos por las redes sociales, los mensajes de Whats App y las llamadas telefónicas se dispararon dando la alerta de que no se tomaron las medidas de bioseguridad en el ámbito laboral de la institución. En el mismo edificio funciona la Oficina Fiscal 4 y los empleados judiciales que trabajan allí coincidieron en la alerta dada por los policías. 

El miedo hizo que los efectivos expresaran que había que extremar las medidas preventivas y chocaron contra los jefes que priorizaron la continuidad del servicio. Los subalternos dejaron trascender algunas argumentaciones absurdas sobre los cuidados personales que debían tener por el virus. Por ejemplo, una recomendación  atribuida a un jefe policial que insta a "no tener miedo porque eso baja las defensas", o que pongan a hervir agua para que inhalen el vapor y así "matar el bicho".

Hay 10 mil policías en la línea de contacto.

Infodemia policial

Si esta descripción tiene una base de certeza -que no fue negada ni afirmada por las fuentes oficiales-, entonces habría un problema de desinformación entre agentes públicos dedicados a vigilar las medidas sociales para evitar la propagación de la enfermedad Covid-19.

También leé: La hija de una policía burló la cuarentena y se contagió con coronavirus

  Por eso en distintos momentos el Procurados de la Corte, Alejandro Gullé y el director de la Policía, Roberto Munives le bajaron el tono al reclamo viral señalando que en ambas reparticiones se tomaron las medidas de prevención e higiene del caso.  Además de confirmar que la mujer policía estaba aislada junto a otro hijo y sus nietos.

Por eso, advertida la Inspección General de Seguridad de esta situación inició una investigación entre el personal policial de la Comisaría 27.