Por Leonardo Otamendi
Los locales de la cadena de comida rápida de Mendoza fueron blanco de distintos ataques. Los delincuentes roban, toman cerveza en la vereda y luego hasta defecan en todo el negocio. No hay detenidos aunque estén filmados.