Padres podrían ir presos por el alcohol en el último primer día de clases - Mendoza Post
Padres podrían ir presos por el alcohol en el último primer día de clases

La DGE y el Ministerio de Seguridad tratan de evitar que los estudiantes de último año lleguen borrachos. Qué dice el código. Cómo van a controlar.

Padres podrían ir presos por el alcohol en el último primer día de clases

Martes 25 Feb 2020
porRicardo Montacuto
Director Periodístico

La tradición tiene unos años y se ha extendido. Es penoso, pero es lo que hay. Alumnos del último año del secundario se preparan para vivir su "Último primer día de clases", el famoso UPD, en los que suelen haber grandes ingestas alcohólicas, en una provincia en la que está claramente prohibido venderles alcohol a menores de edad. El alerta lo iniciaron docentes en 2017, cuando empezaron a recibir chicos de 5to año borrachos, en su primer día de clases. Ahora, la Dirección General de Escuelas y el Ministerio de Seguridad se preparan para prevenir, contener y reprimir el consumo de alcohol entre los alumnos secundarios, aplicando el Código Contravencional, y un protocolo que tiene la DGE para estos casos. Mañana veremos los efectos, el UPD 2020 se celebra esta noche. Losa chicos potenciales "clientes" de cada fiesta son 15.000 alumnos de último año, entre escuelas públicas y privadas, normales y técnicas.

Esta es la campaña de prevención de la DGE:

Las organizaciones del Estado suelen ser pesadas en sus movimientos. Los chicos se organizan para esta noche a través de redes, especialmente Instagram, Facebook, y también WhatsApp. Muchas veces, a los padres muy metidos en su propia dinámica se les "escapa la tortuga". O simplemente ya no tienen autoridad para poner límites. "Al menos hemos logrado generar un clima de advertencia a los padres. Hemos estado recibiendo muchas preguntas..." explicó el subsecretario de relaciones institucionales de la provincia, Néstor Majul.

Secretario de RRII de Seguridad, Néstor Majul. 

El operativo de seguridad será intenso. Por un lado, equipos de la Dirección General de Escuelas, y del ministerio de Seguridad, trabajan tanto en identificar los domicilios de chicos en los que habrá esta noche festejo del UPD, como en la detección de lugares públicos en los que haya fiestas clandestinas de UPD. Parav ello, están rastreando "full time" las redes sociales. "Parece mentira que debamos preocuparnos de que los padres adviertan que sus hijos pueden llegar ebrios a clases" reflexionó Majul. Anunció además que esta noche habrá controles de Diversión Nocturna, intentando detectar las fiestas clandestinas.

Ahora... ¿Qué pasa una vez que la fiesta pasó, y que los chicos y chicas aparecen sin dormir y borrachos en su último primer día de clases?

Se activa un protocolo escolar y policial. Primero, el docente tiene que recibir a los chicos, y a la vez; llamar a los padres y al 911. Se hará un control de alcoholemia, se interrogará al alumno para saber -de ser posible- en dónde ocurrió la fiesta, y el padre recibirá un acta contravencional. Luego, un juez decidirá si debe pagar multa o ir a la cárcel un tiempo. Las penas por permitir que los chicos beban alcohol son graves. Dice el artículo 97 del Código de Faltas de la provincia bajo el título "Suministro o permiso de consumo a menores":

- Los padres, tutores o guardadores que permitieren en forma expresa el consumo de alcohol en forma excesiva, o de sustancias tóxicas o estupefacientes, cualquiera fuere el ámbito, será sancionado con multa desde un mil quinientas (1.500) U.F. (18.000 pesos) hasta seis mil (6.000) U.F. (72.000 pesos) o arresto desde quince (15) días hasta sesenta (60) días, con la obligación de asistir a cursos de tratamiento de adicción. Siempre corresponderá el decomiso de las sustancias y la evaluación del uso de estupefacientes o intoxicación a través de un efector público que indique la autoridad judicial.

Alcohol y menores. Mala mezcla.

Los sitios de diversión como boliches y pubs que "camuflen" fiestas de UPD y expendan alcohol a menores. Lo explica el artículo 87 del Código Contravencional bajo el título "Festejos estudiantiles":

- El titular de local y/o el organizador de eventos de festejos estudiantiles para menores de edad, cualquiera sea su naturaleza, que no impidiere el ingreso, venta, expendio y consumo de bebidas alcohólicas y/o estupefacientes en los lugares y/o locales destinados al efecto, será sancionado con multa desde cinco mil (5.000) U.F. (60.000 pesos) hasta doce mil (12.000) U.F. (144.000 pesos) o arresto desde cincuenta (50) días hasta noventa (90) días y la clausura del lugar o local por el término de sesenta (60) días.

Habrá que ver mañana, en el turno mañana, las consecuencias del UPD, o si la campaña de "susto" y concientización dio resultado, y tenemos un inicio de ciclo lectivo en paz. Ya esta mañana en nueswtro programa de radio "Te Digo Lo Que Pienso", por Radio Nihuil, el Director General de Escuelas José Thomas se lamentó que todos los festejos estudiantiles, especialmente viajes y fiestas de egresados, y el UPD, estén "relacionados a excesos y consumo de alcohol".

Por lo pronto, todo el personal de guardia, el 911, y los policías que estén activos este miércoles 26 por la mañana, estarán recorriendo y muy atentos al llamado de los docentes. Otra vez, es increíble, pero es así. Hay que velar porque los chicos y chicas de 16 y 17 años no lleguen borrachos y en vigilia a su primer día de clases.

Esta nota habla de: