Estiman que la cuarentena se cobrará 720.000 puestos de trabajo en 2020 - Mendoza Post
Post: Mendoza PostViernes 5 Jun 2020Viernes, 05/06/20 atrás

La cuarentena genera una consecuente parálisis en la economía, que a su vez tiene un impacto real sobre el empleo. En ese contexto, un estudio de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) en el país, al que accedió diario La Nación, estima que más de 720.000 personas perderán sus empleos en la Argentina como consecuencia de la crisis provocada por la pandemia, tanto en el sector formal como en el informal.

De acuerdo a la estimación del mismo matutino, este cálculo representa un promedio para todo el año: toma una base de 11,5 millones de personas ocupadas en promedio en 2019 de la Encuesta Permanente de Hogares del Indec, que calcula los números en base a una población acotada de 28 millones de personas de 31 aglomerados urbanos.

A su vez, ya se perdieron más de 800 mil puestos de trabajo

"Los anteriores son números conservadores si se los compara con los de la UCA. Para esa casa de estudios, ya se perdieron 860.000 puestos de trabajo desde el comienzo de la cuarentena hasta el 12 de mayo, aunque estima que algunos de esos lugares podrían recuperarse una vez que termine la cuarentena", de acuerdo a La Nación.

"Las políticas de aislamiento como respuesta a la crisis que fueron tomadas por el gobierno argentino y por otras naciones con las que mantiene vínculos comerciales, tuvieron como consecuencia el actual freno de gran parte de actividades profesionales", afirma uno de los informes técnicos en cuestión, elaborado por Christoph Ernst -especialista en empleo y desarrollo productivo- y Elva López Mourelo -especialista en mercados de trabajo inclusivos-, ambos funcionarios de la OIT Argentina. Para los autores, el paro de la mayoría de las actividades productivas ya causó una caída del crecimiento económico que se acentuará con la prolongación de la cuarentena y que afecta negativamente al mercado de trabajo.

Ver además: Mendoza no sale aún de la cuarentena

La Nación recuerda que, en el Boletín Anual de la Seguridad Social de la AFIP, los datos muestran que en febrero de este año había 541.365 empleadores, pero que en abril esta cifra cayó a 526.364, es decir, 14.993 empleadores menos solo durante el primer mes de la cuarentena. En su comparación interanual, había 549.989 empleadores en 2019, más de 23.500 menos que en abril de este año. Es una caída de un 4,2%.

"Al igual que en todo el mundo, la crisis provocada por la pandemia de la Covid-19 tendrá un fuerte impacto en el mercado de trabajo de Argentina. La cantidad y la calidad de los empleos se encuentran amenazadas, con consecuencias más significativas para los trabajadores que están en una situación de mayor vulnerabilidad. Sobre la base de la información disponible (principalmente de fuentes privadas), se establecieron hipótesis sobre la caída en el valor agregado de los sectores más afectados por la crisis, de manera tal que el efecto conjunto lleve a una contracción del PBI del 6,5 por ciento", informaron a ese diario desde la OIT Argentina. De acuerdo con este ejercicio, el empleo se contraerá un 6,3 por ciento en 2020 como resultado del impacto de la Covid-19. Así, se registrarán al menos 720,732 personas menos en situación de empleo".

La postal feroz de la cuarentena

De acuerdo con la organización internacional, los sectores más afectados, tanto en términos de PBI como del empleo, son la construcción, restaurantes y hoteles, así como el comercio minorista y mayorista. Los grupos más afectados por la crisis son las mujeres, los jóvenes, los trabajadores informales -y en particular quienes se ocupan en actividades que no pueden realizarse de manera remota, como las trabajadoras domésticas-, los trabajadores independientes, monotributistas y de plataformas -con modalidades de empleo que no ofrecen protección completa y acceso limitado a programas de protección social no contributivos- y quienes llevan a cabo tareas de cuidado en los hogares.

A su vez, según los cálculos de Agustín Salvia, director de Investigación del Observatorio de la Deuda Social Argentina (ODSA), la cuarentena ya se cobró en puestos laborales totales, asalariados y no asalariados, sean formales o informales, entre 800.000 y 900.000 puestos, la mayor parte de ellos informales. "Puestos formales es posible que no superen 150 mil perdidos", estima Salvia. Sin embargo aclara que " sin duda el impacto en los formales vendrá después de la cuarentena".

Ver además: Alberto Fernández extendió la cuarentena hasta el 28 de junio

"Entre autónomos y empleadores formales, según la UCA, se perdieron 120.000 puestos de trabajo; los asalariados formales disminuyeron en 150.000 posiciones; los asalariados informales llegaron a 180.000 menos; los cuentapropistas no profesionales informales perdieron 160.000 puestos y la mayor caída se dio en los puestos más vulnerables, los trabajos eventuales, de supervivencia y changas, que sufrieron 250.000 bajas", de acuerdo a La Nación.

Según Salvia, la situación es heterogénea porque algunos empleadores no pagan el sueldo o parte de la masa salarial pero no despiden, y también parte de los trabajos perdidos pueden llegar a recuperarse después de la cuarentena. Son estimaciones de pérdida de puestos o empleos para el segundo trimestre de 2020 a partir de datos de los primeros 45 días del trimestre, hasta el 10-12 de mayo.

Juan Luis Bour, economista senior de FIEL, agregó en comunicación con La Nación que, además, "hay suspensiones récord en abril a niveles sin precedentes. Se calcula de que solo en el sector privado hay un 25% de trabajadores suspendidos".