Coronavirus: Investigan por qué los niños no se enferman - Mendoza Post
Por: Mendoza PostJueves 12 Mar 2020

Los niños no parecen estar contagiándose con el coronavirus al mismo ritmo que los adultos, y cuando lo hacen, no están desarrollando síntomas graves, según datos de funcionarios de salud chinos.

Los niños sí contraen el virus, pero generalmente desarrollan casos leves de la enfermedad.

De casi 45.000 casos confirmados en China hasta el 11 de febrero, solo hubo una muerte en alguien menor de 20 años, según el Centro Chino para el Control y Prevención de Enfermedades, y no hubo fallecimientos entre niños menores de 10 años.

El Dr. Arthur Reingold, epidemiólogo de la Universidad de California en Berkeley, dijo que los números muestran que los menores portan el coronavirus pero no desarrollan síntomas graves.

"La evidencia hasta el momento sugiere que los niños, al menos en China, muchos niños se han infectado y, o tuvieron una enfermedad muy leve o no han tenido ninguna enfermedad", dijo Reingold a CNN.

Ver también: "Tom Hanks tiene coronavirus"

"Tenemos que asumir que pueden propagarlo. Son increíblemente eficientes para propagar otros virus respiratorios como la gripe. Por supuesto, este es un virus diferente y podría ocurrir algo distinto", explicó el experto.

Los cierres de escuelas también pueden regularse a medida que los miembros de la comunidad dan positivo por el coronavirus. Reingold explicó que históricamente, durante los brotes anteriores de gripe, incluido el virus A H1N1 en 2009, el cierre temprano de las escuelas al menos retrasó el pico del brote.

"Pero si uno espera demasiado, los cierres de escuelas realmente no tienen ningún impacto demostrable", advirtió.

No se sabe todavía por qué los niños no desarrollan casos tan graves: "Si se están infectando y no se enferman, me parece que la teoría más probable es que tienen cierto nivel de inmunidad, y lo más probable es que estén expuestos a otros coronavirus", dijo Reingold.

Cerrar escuelas sirve para evitar la propagación

Sin embargo por el bajo número de diagnosticados, ha sido más difícil estudiar la enfermedad en los muy pequeños y por ello "no es posible determinar el grado de infección entre los niños, qué papel juegan los niños en la transmisión, si los niños son menos susceptibles o si se presentan de manera diferente clínicamente".

"Creo que la otra pregunta, y esta sería una teoría, es que la respuesta inmune que ves es diferente, que los niños todavía están madurando en términos de su respuesta inmune y que de alguna manera, más allá de los problemas de fragilidad y enfermedades subyacentes, simplemente montan un tipo diferente de respuesta inmune", dijo. 

Esta nota habla de: