Remedios caseros y ejercicios para eliminar las arrugas en el cuello - Mendoza Post
Remedios caseros y ejercicios para eliminar las arrugas en el cuello

Uno de los problemas estéticos que más preocupa tiene solución y en la nota te contamos cómo hacerlo.

Remedios caseros y ejercicios para eliminar las arrugas en el cuello

Por: Mendoza PostViernes 3 Sep 2021

 Uno de los problemas estéticos que más preocupa a la gente al llegar a una edad madura es la aparición inevitable de las arrugas. La piel, que con los años va perdiendo fuerza y firmeza, se va quedando despegada y dando un aspecto lacio a nuestro cuerpo. A pesar de que este proceso es completamente normal y sano en todas las personas, hay mucha gente que, además de por la edad, por otras circunstancias, quiere deshacerse de un tipo en específico de arrugas: las del cuello. 

Los músculos y la piel del cuello tiende a ser flexible y tersa para poder dar estabilidad a los músculos que sujetan la cabeza. Sin embargo, además de los años, la mala alimentación, la obesidad, o la falta de cuidados pueden acelerar la aparición de estas temidas arrugas.

Existen diversas técnicas para hacer las arrugas menos perceptibles. 

Rutina de ejercicios

Lo primero que podemos hacer para ponerle freno o ralentizar la aparición de las arrugas en el cuello puede ser una serie de ejercicios para tonificar el cuello y que den fuerza y tensión a la piel.

Ver: Qué le pasa a tu cuerpo si comés nueces todos los días

Son ejercicios bastante básicos y consisten en:

- Juntar los labios en forma de "o" y moverlos a un lado y otro de la cara, descansando y realizando varias repeticiones.

- Mantén la lengua fuera durante un minuto.

- Levanta la cabeza mirando al techo y estira la mandíbula con los labios juntos en forma de "o" mirando hacia arriba durante unos segundos y repitiendo.

- Mantén elevada la mandíbula mirando hacia arriba, coloca la lengua en el paladar, sonríe y traga saliva, repitiendo el proceso varias veces.

Hidratación y tratamientos cutáneos

Otra de las claves para saber cómo quitar las arrugas del cuello sin cirugía y que ayuda a que nuestra piel esté sana y flexible es la hidratación. Conforme vamos cumpliendo años, la piel tiende a debilitarse y a caer con flacidez. Es por eso que aplicarte cremas hidratantes y adaptadas a tu tipo de piel pueden ser de mucha ayuda. 

Mantener la piel hidratada es fundamental para mantener una mejor apariencia. 

Aloe vera

El aloe vera o sábila es una de las plantas con más beneficios para nuestra salud y es muy usada también en estética, pues uno de los beneficios más importantes que tiene es su poder hidratante y regenerador. Ya sea con cremas elaboradas o directamente con la misma pulpa que dan sus hojas, puedes aplicarla en el cuello con un masaje drenante, favoreciendo a que entre en los pliegues de la piel y haga su efecto. Deja que la piel absorba bien la crema o el gel de aloe vera, sin necesidad de enjuagar la zona.

Vinagre de manzana y clara de huevo

El vinagre puede ser un elemento muy irritante para nuestra piel. Sin embargo, si usamos el de manzana y lo diluimos con agua puede aportarnos muchos beneficios para favorecer a la regeneración del tejido sin que se produzcan daños. Además, también se recomienda usar huevo para las arrugas, sobre todo las claras para tensar la piel, reduciendo las marcas.

Hay excelentes remedios caseros para disminuir las arrugas, 

Para poder realizar este remedio casero debes mezclar una clara de huevo con 10 mililitros de vinagre de manzana y aplicarlo con ayuda de un algodón en el cuello, aprovechando para masajear la zona. Al cabo de unos pocos minutos, retíralo con abundante agua y repite el proceso 1 o 2 por semana.

Ácido hialurónico

Si por el contrario, ninguna de las anteriores soluciones te ha surtido efecto y lo que necesitas en un tratamiento específico y probado tanto para las arrugas verticales como para las arrugas horizontales en el cuello, puedes intentar usar algún suero o crema con ácido hialurónico o, para casos más extremos, las inyecciones de ácido hialurónico realizadas por un profesional.

Ver: Anhedonia, la incapacidad de sentir placer: por qué se produce

Esta nota habla de: