De Marchi ya compró el terreno del Próvolo - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMiércoles 12 Sep 2018Miércoles, 12/09/18 atrás

Omar De Marchi podrá decir: "En mi gestión transformamos la fisonomía de Luján de Cuyo". 

A la vez que será quien quede registrado como el que transformó el edificio del Instituto católico Próvolo, símbolo de las peores violaciones a niñas y niños hipoacúsicos por parte de religiosos y empleados.

Lo concreto es que ese espacio será donde se ubicará la renovada municipalidad de Luján en lo que el jefe comunal denomina el futuro "parque cívico". 

El intendente ya firmó el convenio con la Asociación Obra San José el traspaso del inmueble a manos del municipio.

La Comuna invertirá 153 millones de pesos y lo hará pagando 60,5 millones de pesos este año y plan de 4 cuotas anuales de 670 mil dólares cada una a partir de 2019.

El plan es trasladar toda la actividad municipal y otros servicios que terminarán por trasladar toda la actividad institucional a Carrodilla. 

Además prevé que en el espacio que hoy se levanta el viejo edificio municipal de calle San Martín de la ciudad de Luján se construya un teatro municipal reclamado por los artistas locales, de acuerdo a lo argumentado por el propio De Marchi.

En el Concejo

En un tratamiento express, el Concejo Deliberante de Luján de Cuyo aprobó la compra de los terrenos del Instituto Próvolo por la suma de 160 millones de pesos. Con una ausencia, hubo 8 votos a favor y 2 en contra.

El intendente Omar De Marchi recorrió los terrenos junto a su Gabinete y empresarios del departamento durante este martes, para avanzar sobre la idea de la comuna: adquirir el Próvolo y trasladar la municipalidad y otras dependencias al lugar.

La comuna aprobó la compra de los terrenos.

Si bien la tasación del predio ronda los 500 millones de pesos, la compra se aprobó por 160 millones. 

Uno de los vinculados en la negociación fue Alberto Bochatey, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de La Plata y designado por el papa Francisco como "comisario apostólico" para investigar las denuncias del Próvolo.

Los dos votos en contra del proyecto fueron del Unidad Ciudadana y del Frente de Izquierda de los Trabajadores (FIT), mientras que el Partido Justicialista tuvo una ausencia.