Tomar café en ayunas tiene serias consecuencias - Mendoza Post
Tomar café en ayunas tiene serias consecuencias

A pesar de sus múltiples beneficios, tomar un café en la mañana puede ser muy perjudicial.

Tomar café en ayunas tiene serias consecuencias

Por: Mendoza PostMartes 23 Ene 2018

Miles de personas todos los días alrededor del mundo desayunan un café por la mañana pero a pesar de la inyección de energía que esta bebida aporta durante las primeras horas del día, puede tener graves consecuencias sobre el sistema digestivo.

El café debe ser acompañado con un abundante desayuno.

Tomar café tiene múltiples beneficios para la salud como proteger tu cerebro de la demencia, mejorar nuestra memoria o reducir el riesgo de muerte pero hay que tener solo un recaudo: no tomarlo en ayunas.

Esto es así ya que al tomar café como la primera bebida de la mañana el estómago producirá mayor cantidad de ácido que se comportará de manera más agresiva sobre el revestimiento del estómago produciendo indigestión y acidez estomacal.

Según indica el Dr. Adam Simon en el portal PushDoctor.co.uk, beber un café con el estómago vacío puede provocar: "nerviosismo, temblores y otros efectos de abstinencia, incluso cambios en el estado de ánimo", entre otros efectos. Además, también puede aumentar los niveles de ansiedad, su frecuencia cardíaca, la irritabilidad o afectar a la capacidad concentración.

Apenas un café puede ser muy perjudicial.

A pesar de que una taza de café en la mañana nos da la energía necesaria para comenzar el día, lo que realmente ocurre es que ese subidón de cafeína puede sabotear el ritmo circadiano.

Además, al despertar, el cuerpo genera cortisol, una hormona que nos hace sentir alerta y llenos de energía y según la investigación ha demostrado que el consumo de café disminuye los niveles de cortisol. Al disminuir el cortisol, automáticamente tomar café temprano producirá más somnolencia de lo normal.

Para contrarrestar los efectos, la nutricionista Leslie Langevin recomienda acompañar el café con un abundante desayuno, porque si no, en un futuro se podrá percibir los perjuicios de desayunar poco o nada.