Crece el uso de tarjetas de crédito, pero por debajo de la inflación - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMartes 6 Ago 2019Martes, 06/08/19 atrás

El consumo interno en la economía argentina sigue sin dar señales de recuperación y esto se ve reflejado el uso de las tarjetas de crédito, cuya utilización crece nominalmente menos de la mitad que la inflación.

En julio el saldo total de préstamos en pesos al sector privado alcanzó un nivel de 1,57 billones de pesos, mostrando una baja de 4.236 millones de pesos en el último año, lo que significó una caída del 0,3% anual, según datos del Banco Central.

En el trimestre integrado por mayo, junio y julio de este año hubo cierto cambio de tendencia, dado que el salto de préstamos acumuló un crecimiento de 23.441 millones de pesos, equivalente al 1,5%, en comparación con igual período de 2018.

La línea de préstamos personales disminuyó en julio respecto al mes anterior, arrojando una caída del 1,1%: el saldo bajó a 414.608 millones para el total acumulado, presentando un crecimiento interanual del 0,6%, contra los 412.000 millones de pesos al cierre del julio de 2018

Crece el uso de tarjetas de crédito, pero por debajo de la inflación. 

"Si bien las variaciones anuales presentan signo positivo en términos nominales, queda claro que en términos reales el stock total de préstamos a personas humanas ha caído durante los últimos doce meses producto de la retracción de la oferta ante el endurecimiento de la mora y la cautela de la demanda a la hora de tomar nuevos compromisos", explicó Guillermo Barbero, socio de la consultora Firs Capital Group.

La operatoria a través de tarjetas de crédito registró en julio un saldo de 416.471 millones de pesos, lo que significó un aumento del 3,7% respecto al cierre de junio; el crecimiento nominal interanual llegó al 21,8%.

Ver: "Voy al Centro", la tarjeta de descuentos mendocina que pocos conocen

El Índice de Precios al Consumidor (IPC) del Indec de julio se conocerá el jueves 15 de julio, pero si se observa el mes previo la inflación anual se ubicó en el 55,8%, es decir, unos 34 puntos porcentuales por encima del incremento en el uso de tarjetas de crédito.