Ex funcionario fue condenado por la nena electrocutada en Santa Rosa - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMartes 18 Jun 2019Martes, 18/06/19 atrás

El ex director de Servicios Públicos de Santa Rosa Marcelo Fernando Gómez,  fue condenado por la jueza Maria Victoria Franano, en el Palacio Judicial de la 3ra Circunscripción, a tres años y dos meses de prisión efectiva por la muerte de Leonela Rosales.

Se trata de la nena de dos años que falleció el 26 de noviembre de 2017 tras recibir una descarga eléctrica en la plaza 12 de octubre de Santa Rosa. Pocos días después de aquella muerte, y en un acto de irresponsabilidad política mayúscula, la intendenta Norma Trigo avaló la teoría de que la chiquita había fallecido por un golpe en la cabeza. Lo hizo en una conferencia de prensa que dio junto a un asesor legal el 6 de diciembre de 2017, diez días después de la muerte de Leonela. Para tamaña aseveración, los funcionarios hablaron de una testigo que -se demostró al poco tiempo en las pericias- no había dicho la verdad.

Marcelo Gómez era el director de Servicios Públicos del departamento al momento en que ocurrió el hecho.  En la causa, el entonces funcionario había declarado que había inspeccionado la plaza y que estaba en condiciones. 

El ex funcionario fue condenado por el delito de "homicidio culposo en concurso ideal con la violación de los deberes de funcionario público".

Al centro, de campera gris, Marcelo Gómez.

En la causa hubo tres absueltos. Hugo Elario Arriera Sosa, quién era el encargado del área de electricidad de Servicios Públicos de Santa Rosa; Juan Alejandro Ojeda, delegado de 12 de octubre y Gastón Módica, jefe de Servicios Públicos. Fueron desvinculados de la causa por falta de acusación fiscal.

Cabe destacar que  en una nota publicada el 6 de diciembre de 2017, Mendoza Post recogió la versión oficial de la Municipalidad de Santa Rosa, que hablaba de la muerte por un  golpe en la cabeza.

En el Este hubo reiterados pedidos de Justicia.

Según expresó el fiscal del caso, Mariano Carabajal, la situación de Gómez era la de "posición de garante", al respecto, destacó que la tragedia se hubiese evitado si la farola hubiera tenido un cable a tierra.

El caso

Leonela Rosales se encontraba con su mamá jugando en la plaza del departamento en la tarde del 26 de noviembre. En determinado momento quiso trepar a una farola, recibió la descarga eléctrica, cayó al piso y se golpeó la cabeza. La mecánica de su muerte fue certificada por las pericias, que contradijeron la versión oficial dada por el municipio.

Ver: En Santa Rosa dicen que la nena murió por un golpe, no electrocutada

Su madre la trasladó rápidamente al hospital Notti, pero falleció dos horas después.

A la izquierda, Leonela. A la derecha, la intendenta, Norma Trigo.