"Basta de intolerancia, persecución y hostigamiento en Santa Rosa" - Mendoza Post
Sábado 20 Jul 2019Sábado, 20/07/19 atrás
porChristian Sanz
Secretario Gral. de Redacción

La noticia se conoció a principios de julio y sorprendió a propios y ajenos. Fue cuando se supo que Débora Quiroga, concejal de Cambia Mendoza decidió apoyar a la kirchnerista Flor Destéfanis.

Antes, Quiroga se había postulado como precandidata a intendenta de Santa Rosa dentro del espacio de Omar De Marchi, logrando una descomunal performance a pesar de no contar con ningún "aparato": ni más ni menos que el 33% de los votos.

-¿Por qué decidiste aliarte a Flor Destéfanis?

-Fue una decisión basada en que el proyecto de ella es lo más parecido al proyecto mío. Luego de que yo pierdo las PASO, sentí que no podía traicionar a la gente que me había votado y tampoco traicionar mis convicciones, lo que yo pensaba, sobre cómo se estaba manejando el municipio, no lo podía cambiar porque hubiera perdido una elección, entonces me tomé un mes para analizar la situación junto con el equipo que me acompaña, y la verdad que nos dimos cuenta de que había que tomar una decisión y era, o quedarnos en la casa -porque no íbamos a acompañar al proyecto de Norma Trigo, porque no nos representaba para nada- o acompañar el proyecto de Flor, que era muy parecido al nuestro. Además Flor se había tomado el trabajo de visitarnos, de pedirnos aportes, de pedirnos consejos, de tratar de integrarnos a su proyecto.

Quiroga estuvo en el Post

- ¿Tuviste alguna resistencia dentro en tu espacio o todos acompañaron la alianza?

-En lo que es el círculo más íntimo, el apoyo fue total: la verdad que era todos lo que esperaban que yo hiciera. Creo que la resistencia hubiera sido si yo hubiera dicho: "Ahora vamos a apoyar a Norma Trigo". Ahí sí me mataban. Ya me pasó en otra campaña, donde decidí apoyarla y fue el momento más difícil de mi vida porque todos mis amigos me querían matar porque sabían que yo no estaba convencida de eso.

-¿Por qué?

-Porque ya había diferencias muy grandes. Fue en 2016 cuando ya estaba esta gente de Tunuyán que no compartimos que estén al frente del municipio. Después sí, obviamente tuve resistencia de algunos que entienden desde el radicalismo que yo tendría que haberme mantenido en lo local con Norma. Pero bueno, creo que en el fondo lo entienden.

La concejal hizo una muy buena elección en Santa Rosa

-¿Cómo es el trabajo con Destéfanis? ¿Qué hacen?

-Nosotras trabajamos en el Concejo, somos las dos concejales y siempre nos llevamos bien. A partir del 9 de junio empezamos a hablar, nos juntamos, trabajamos en el proyecto, que es lo que más nos importa, tratar de integrarnos en equipos y sí, la verdad que hemos hecho una linda amistad que hace que nos entendamos de alguna manera entre las dos. Nos sumamos y lo que a ella le falta, yo lo tengo; y lo que yo no tengo ella lo aporta, así que la verdad que conjugamos bastante bien, nos llamamos todo el tiempo.

-¿Cuál fue la última actividad juntas?

-Ayer (por el jueves) tuvimos una actividad juntas. Fuimos a visitar a los que fueron candidatos a concejales de Protectora. El 90% está con nosotros, muy contentos, los fuimos a ver, a integrarlos y la verdad que de esa manera también demostramos que tenemos la capacidad de ir a buscar gente y lograr que la gente se sume sin ir ofreciendo un cargo ni presionando. No es lo mismo cuando vas y decís: "Si no te sumás vas a ir preso" o "te vas a quedar sin trabajo" o "sumate porque te voy a dar un contrato". A ese no lo estás sumando convencido.

-¿Qué sentís que hay que cambiar en Santa Rosa?

- Hay que gobernar con el corazón, con el sentimiento, el gobernador te tiene que enamorar, yo siempre digo: el gobernante tiene que transmitir, lo que transmite es lo que se va a generar después en la población. Yo creo que cuando vos transmitís un gobierno que integra, que es tolerante, que acepta las diferencias, que aceptan que te digan lo que estás haciendo mal, seguramente va a tener muchísimas posibilidades de triunfar, no va más esto de la intolerancia, de la persecución, el hostigamiento. Esto de "si no estás conmigo te voy a castigar, te va a ir mal", como ha estado pasando en este momento.

"Hay que aceptar las diferencias políticas", dice Quiroga

-¿En un eventual gobierno de Destéfanis, cuál sería tu cargo, si es que vas a tener un cargo?

-Yo voy a estar en el Concejo, soy concejal por dos años más, entonces yo voy a acompañar la gestión de ella desde el Concejo, tratando de mejorar la relación con el municipio.

-Claro, pero en dos años se termina tu mandato... ¿no hay un puesto ejecutivo que vos estés discutiendo con Flor?

-La verdad que estoy discutiendo cuestiones que tengan que ver con lo general, con el departamento, no quiero atarme con nada que tenga que ver con un cargo político, quiero hoy cumplir con lo que me ha dado el santarrosino y después se verá. Sí puedo sumarle todos los equipos técnicos que uno ha estado desarrollando durante todo este tiempo.