Lo que tenés que saber para acceder al plan de viviendas de Cornejo - Mendoza Post
Miércoles 2 May 2018Miércoles, 02/05/18 atrás
porFlorencia Silva
Editora Post

Durante años, los mendocinos reclamaron un plan de acceso a la vivienda, el cual fue apuntalado en gran medida por las opciones del plan Procrear. Sin embargo, un amplio número de familias que no califican para esta línea del Gobierno de la Nación ni para una hipoteca en un banco privado, quedaron fuera del sistema.

Cornejo dijo en la asamblea legislativa que había entregado 2.630 viviendas. 

Por tal motivo, durante el discurso en  la apertura de la Asamblea Legislativa, el gobernador Alfredo Cornejo hizo un importante anuncio: el plan Mendoza Construye.

Al respecto, el plan está estructurado en tres líneas de acuerdo al poder adquisitivo del grupo familiar. Damián Salamone, titular del IPV dio detalles precisos del mismo, el cual, en cualquiera de sus variables, ya cuenta con terrenos urbanizados y aptos para hipotecar . Las cuotas son en UVA. 

El gobernador hizo el anuncio durante la apertura de sesiones ordinarias en la Legislatura.

Por otro lado, los créditos en promedio son a 20 años, no pueden afectar más del 20% del salario y tienen prioridad las familias con hijos y aquellas en las que haya un miembro con discapacidad.

Respecto a la inscripción, en los próximos días estará habilitada una web. Pueden anotarse familias o personas solas hasta 35 años. No tener propiedades, no haber sido beneficiados por Procrear u otra línea y no ser deudor alimentario. 

Vivienda social

Está pensada para aquellas familias que no alcanzan a percibir dos salarios mínimos, vitales y móviles. La casa será financiada al 100% por el Instituto Provincial de la Vivienda.

Respecto a la cuota, al igual que las demás líneas, es en UVA, pero en este caso es UVA pura, es decir no tiene interés ni se aplica ningún otro coeficiente. 

Con la vivienda social lo que se plantea es reducir el déficit habitacional con casas de 60 metros cuadrados cuyo objetivo es que sea sustentable energéticamente y financieramente. Esto significa que el pago de las cuotas de los adjudicatarios van a parar a un fondo que se utiliza exclusivamente para el desarrollo de nuevas viviendas. Por otro lado, en una primera etapa las casas van a contar con un calefón solar a los efectos de generar una conciencia ambiental y reducir la tarifa de los servicios, en este caso del gas. 

Por otro lado, en esta línea ya se ha hecho el relevamiento de 1.600 viviendas y ya están en proceso de licitación. En cuanto a la financiación, estas casas se hacen con el 100% de fondos provinciales. 

Las viviendas sociales serán autosustentables a nivel financiero y energético.

Segunda línea

Se trata de un sistema mixto entre efectores públicos y privados. Es para familias con de dos a 4 salarios MVM donde se buscan desarrolladores que tengan ya proyectos. Hasta el momento el IPV tiene 600. El organismo va a financiar hasta un 30% el costo de la vivienda porque en el mercado hay bancos que dan hasta un 70% para la compra de una casa. Para las familias que no tengan ahorros, el IPV va a financiar ese 30% y los desarrolladores, con un crédito puente o financiamiento propio, de los bancos o mixto, van a financiar el 70% restante.

Tercera línea

Es para familias que están arriba de los dos o tres salarios y disponen de ahorros. También que puedan cubrir el 30% del valor de la vivienda. En ese caso, el IPV  no pone financiamiento pero usa toda la estructura, lo cual está contemplado en el convenio que existe con el banco Nación, sobre el cual ya se firmó la carta de intención. 

Si bien el IPV no pone financiamiento, toda los terrenos que ya están urbanizados, están aptos para hipoteca y la familia es apta crédito. En esta línea lo que se hace es llevar adelante desarrollos inmobiliarios, los cuales también deben ser  loteos agrupados y precalificados. De ese modo, el IPV con fondos de esos créditos, llama a licitación o, a través del grupo que conforma el proyecto, se contrata a la empresas para desarrollar los proyectos.

En la segunda línea el IPV financia el 30% de la vivienda. 

Ver: Un discurso práctico: viviendas, beca docente, y más seguridad