Las Fiestas, cuando la mayor cantidad de menores comienza a tomar alcohol - Mendoza Post
Por: Mendoza PostSábado 16 Dic 2017

Las fiestas de fin de año son el momento más común para que los menores comiencen a probar el alcohol, así lo asegura un estudio llevado adelante por el Centro de Estudios Longitudinales del Instituto de Educación del University College de Londres y la Universidad de Pensilvania.

Tras analizar a más de 10 000 jóvenes en Reino Unido determinaron después del año 2000, los investigadores descubrieron que uno de cada seis casos los padres les permiten o les dan de beber alcohol antes de cumplir 14 años.

Además, sorpresivamente concluyeron que los adultos que permiten a los menores beber suelen tener educación superior e ingresos altos.

Se recomienda que los jóvenes no tomen alcohol al menos hasta los 18 años.

"Los padres que pertenecen a este estrato social suelen creer que, permitiéndoles a los menores consumir alcohol, estos desarrollan una actitud más responsable hacia la bebida", señala Jennifer Maggs, quien lideró el estudio.

El estudio también deja en evidencia que los padres que beben poco o de forma moderada tienden tanto como los que consumen alcohol con frecuencia y en grandes cantidades a animar a sus hijos a que lo hagan.

Sin embargo, los investigadores descubrieron que los padres abstemios no suelen permitirlo.

"Sus cuerpos aún no están desarrollados"

En entrevistas llevadas a cabo entre los menores, la mitad de ellos confesaron haber bebido alcohol más allá de unos sorbos antes de los 14, y uno de cada siete dijo haberlo hecho ya a los 11.

Katherine Brown, directora ejecutiva del Instituto de Estudios del Alcohol (IAS, por sus siglas en inglés), una organización británica que promueve la investigación científica sobre el tema, recuerda que los médicos coinciden que los menores no deben beber antes de los 15.

"Hasta los 18 años todavía se está desarrollando el cuerpo y el cerebro del chico".

"Esto es importante como guía, porque el alcohol puede dañar a los menores, ya que sus cuerpos y cerebros aún no están del todo desarrollados", subraya.

De hecho, el Sistema Nacional de Salud de Reino Unido (NHS, por sus siglas en inglés) establece, al igual que otras autoridades sanitarias, que los menores de 18 años no deben beber. Pero añade que si por algún motivo lo hacen, no conviene que empiecen antes de los 15.