Media sanción al proyecto para dar protección a víctimas de delitos - Mendoza Post
Post: Agencia DyNMiércoles 16 Nov 2016Miércoles, 16/11/16 atrás

La Cámara de Diputados sancionó este miércoles y por unanimidad y envió al Senado un proyecto de ley impulsado por el massismo destinado a establecer un régimen para la Protección de Víctimas con el fin de "equilibrar la balanza" en beneficio de quienes sufren delitos. 

La presidenta de la comisión de Legislación Penal, la jujeña María Gabriela Burgos (UCR-Cambiemos) precisó que la norma será "de orden público" y apuntó que en la propuesta "se reconoce el derecho de la víctima de delitos" de contar con asesoramiento, asistencia, representación, tratamiento justo y reparación entre otros que marca la Constitución Nacional y tratados internacionales de los que la Argentina es parte.

La iniciativa dispone que las denuncias y atención de las víctimas no se haga más en comisarías sino en sede judicial y en los centros de Atención y Protección de la Víctima de Delitos que se crearán.

El proyecto pertenece a Sergio Massa.

El proyecto impulsado por el Frente Renovador cosechó el apoyo en general de los 212 diputados presentes en el recinto, pero después se introdujeron modificaciones en el tratamiento en particular del articulado.

Sergio Massa, co-firmante de la iniciativa original junto a Graciela Camaño (FR) tuvo asignado el cierre del debate y resaltó que con la norma en ciernes "pretendemos equilibrar la balanza" en beneficio de las víctimas.

El ex candidato presidencial, que no suele tener intervenciones en el recinto, destacó que la norma que pasó al Senado es "mérito del esfuerzo, del trabajo y de los consensos" entre los bloques, aún de aquellos que dijo "tenían dudas pero entendían que era importante darle un mensaje a la sociedad de que este Congreso no sólo discute las cuestiones económicas y de los lobbys interesados sino que también discute las cuestiones de la gente de a pie".

Diana Conti (FPV-PJ) indicó que pese a que "hay una andanada oportunista de los que van por la vereda ancha", en alusión al massismo, el bloque dejaba "de lado las falencias que tiene este proyecto de ley" y lo iba a acompañar porque su prioridad es estar "al lado de las víctimas".

Mónica Litza (FR) afirmó que la iniciativa llevará "un poco de justicia donde no había absolutamente nada" y marcó que cuando se sancione la ley "los expedientes llevarán el nombre de la víctima" y éstas contarán con "medidas de resguardo" médicas, psicológicas, de asistencia y de asesoramiento en los centros de atención que se abrirán a tal fin.

Por el Bloque Justicialista, Néstor David manifestó el apoyo del sector porque "es un buen proyecto", mientras que Margarita Stolbizer (GEN) estimó que la propuesta garantiza "el ejercicio efectivo y operativo de ciertos derechos".

Desde la izquierda, Pablo López (FI) adelantó el apoyo de su bloque al proyecto pero vinculó a las víctimas de resonantes casos con "la impunidad" facilitada por decisiones judiciales como es el otorgamiento de prisiones domiciliarias.

"Por acá hemos visto pasar muchas leyes que lo que buscan no es el amparo de las víctimas sino reforzar el aparato represivo para el control social", reflexionó el diputado por Salta.

A su turno, Remo Carlotto (Peronismo para la Victoria) dijo ver "incongruencias" en la propuesta porque consideró que en el texto la identificación de la víctima tiene "un carácter restrictivo" frente a convenciones internacionales que dan un marco "amplio" para atender "en forma integral" los derechos de las víctimas.

Por su parte, Cornelia Schmidt-Liermann (PRO) advirtió a los medios por "la revictimización" que a veces hacen de las víctimas y pidió "respeto" hacia ellas y sus familias.