Una influencer sanjuanina se puso ácido hialurónico en los labios y así quedó - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMartes 15 Sep 2020 11 días atrás

Celetes Martín es una influencer de San Juan. Fue conocida primero por ser Embajadora II por el departamento de Rawson (el equivalennte en Mendoza a virreina vendimial departamental) y luego porque fue señalada como la protagonista de un video prohibido, que alguien subió a las redes sociales. Siempre negó que fuera ella quien aparece en las imágenes, pero... Ahora, volvió a ser noticia, porque se rellenó los labios con ácido hialurónico y lo mostró en su cuenta de Instagram.

Esto le valió llamar la atención, algo que buscan los influencers. Celeste tiene 65 mil seguidores y les tiene que dar contenidos fuertes para mantenerlos. En esa dinámica, logra obtener canjes de distintos artículos, objetos o prendas que promociona en su cuenta de Instagram.

Celeste Martín también muestra su rutina de ejercicios y menciona algo sobre sus dietas. Todo este mix genera un perfil muy atractivo para quienes les gusta seguir a los influencers.

En las últimas horas, sorprendió a más de uno con un anuncio que realizó en las historias: contó que se rellenó los labios con ácido hialurónico.

Ver: La historia detrás de la enfermera que amamantó a un bebé en medio de la pandemia

Se trata de un retoque estético muy demandado en la actualidad por aquellos que desean aumentar el volumen de sus labios.

El ácido hialurónico en los labios se utiliza para hidratarlos, perfilarlos o rellenarlos, tanto por una cuestión estética como para corregir anomalías.

Ver: San Juan: le hacen un "piquete civil" a una mujer que llamó a un "banderazo"

En las historias, Celeste primero dijo que recibió algunos comentarios "muy lindos" y otros "que me han agredido un poco". Y pasó a contar que se colocó en los labios ácido hialurónico. "Por Dios, no fue silicona ni botox", aclaró.

"Estuve plenamente segura cuando me hice la colocación", agregó luego y explicó que "me encantan las cosas naturales pero siempre he querido un poco más de volumen".

En otra historia publicó una serie de fotos en donde se puede ver sus labios hinchados. Dijo además que "lloré un poco" a causa de los cuatro pinchazos en la zona.

A modo de anécdota jocosa, contó que, para evitar el sermón de su padre, "cuando yo llego anduve con el barbijo en mi casa. Me lo hice el jueves, estuve el jueves y el viernes con barbijo. Cenaba en mi pieza porque estaba estudiando". Sin embargo, luego relató que el domingo comieron un asado y que no le quedó otra que sentarse en la mesa y quitarse la mascarilla. "(Mi padre) Me dice '¿qué te hiciste en la boca? Y yo: 'nada, fui al dentista'".