Agravaron la acusación contra la mujer que le cortó los genitales a su amante - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMartes 27 Ago 2019 19 días atrás

 Brenda Barattini, la mujer que mutiló los genitales de su amante, será juzgada finalmente por tentativa de homicidio, tras haberse aceptado hoy el pedido de la fiscal de agravar los cargos en su contra y decidirse la suspensión del juicio en curso hasta el próximo 11 de septiembre, cuando se iniciará otro a cargo de un jurado popular con la nueva acusación.

Este martes, la fiscal Laura Battistelli pidió cambiar la carátula de la causa de "lesiones gravísimas calificadas por el vínculo y alevosía" a "tentativa de homicidio calificado por el vínculo y alevosía", a lo que el tribunal a cargo del debate oral le dio lugar y convocó a un jurado popular, debido al tipo de delito.

El juicio se inició este lunes en la Cámara 2ª del Crimen con un crudo relato de la víctima, quien dio su versión de cómo se sucedieron los hechos.

Brenda Barattini, la acusada.

La joven arquitecta, de 28 años, a quien popularmente se conoce como "la Lorena Bobbit cordobesa" está presa en el penal de Bouwer desde fines de noviembre de 2017, luego de seccionar el 90% del pene de su amante, al que le reconstruyeron el miembro.

Este lunes, Barattini se abstuvo de declarar, aunque había anticipado que lo haría en la próxima audiencia, tras conocer la declaración de su víctima, identificada por sus iniciales como SAF.

De ser condenada, la acusada enfrentará una pena de entre 10 y 15 años de prisión.

Este martes, durante la segunda jornada del juicio, declaró el ex novio de Barattini quien contó que el día del hecho cuando llegó a la escena ella le dijo que el hombre la había violado, tras lo cual le acercó un bisturí y le dijo: "Matalo, matalo por hijo de puta".

Según informó la prensa local, el ex novio comentó durante su declaración que cuando dejó de creerle se dio cuenta que la mujer le había montado una escena para simular la violación y culpar a la víctima de la mutilación.

La tijera y la escena del ataque.

Este lunes había declarado la víctima, quien detalló los hechos y contó que la relación que mantenían era "buena y normal" y que "nunca hubo violencia ni insultos".

El hombre comenzó su relato diciendo que la joven lo había citado a su casa porque le tenía una sorpresa, y al llegar, la joven quería tener relaciones sexuales pero él se rehusó y le dijo que quería terminar la relación.

En otra parte de la declaración, la víctima sostuvo varias veces que ella quiso matarlo, que se sintió morir y que la mujer le gritó: "Morite, hijo de puta".

Este martes y luego de escuchar esos dos testimonios, la fiscal Battistelli, reformuló la acusación y le pidió al tribunal que realice un juicio por jurados por tratarse de una figura penal grave.