Una escuela de Dorrego es víctima constante del vandalismo - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMiércoles 3 Ene 2018Miércoles 03/01/18 atrás

La escuela Juan Pastor del departamento de Guaymallén fue víctima de un acto de vandalismo, donde hubo materiales rotos y elementos quemados. Las autoridades están preocupadas porque dicen los sistemas de seguridad son altamente vulnerables, piden mejores medidas de protección y afirman que ocurre varias veces al año.

El último ataque que sufrió el establecimiento fue el martes. Ante esto, la directora Graciela Lalik comentó: “Fue un hecho bastante habitual, mínimo tres veces en el año nos ha sucedido, no tenemos cierre perimetral, una tela bastante baja y entonces los menores ingresan por ahí y han ingresado a un sexto grado”.

Las autoridades afirmaron que es habitual este tipo de actos de vandalismo.

“No sé cómo lograron introducirse en la escuela y la han dado vuelta, quemaron lampazos donde capta la alarma. Los vecinos, al sentir la alarma, escaparon. Es la tercera vez que compramos vidrios porque rompen los vidrios a cascotazos e ingresan por el lateral y el frente. Sólo entraron para hacer daño. Por suerte no se robaron pero es una lucha todo el año, pintar las paredes, hacemos cosas con mucho sacrifico porque queremos mucho a la escuela”, agregó.

Sobre qué se necesita, Lalik mencionó: “Si nos pueden ayudar con ladrillos, una ayuda para hacer la pared o el frente de la escuela. La idea es que trabajemos entre todos por una buena educación”.

Viviana es una de las maestreas del grado que quedó destruido y comenzó que sienten “mucha bronca, impotencia, trabajamos todo el año para encontrar esto, los libros, el material que usamos”. Silva, otra docente que ocupa el aula, reconoció que “sabemos que ha sido gente del barrio que sabe el funcionamiento de la escuela y es lo más lamentable. Cuando entiendan que la escuela es de ellos y la tenemos que cuidar entre todos, esto no pasará más”.

La institución desea construir una pared.

Por su parte, Emilio Pastorino, subdirector de Infraestructura Escolar dijo: “Es lógico lo que están pidiendo, un muro de cierre para reemplazar la tela que es fácilmente traspasable. El muro tampoco es una garantía de que no van a entrar a la escuela pero es una barrera más”.

“En este momento ya se están empezando las diversas obras de reparación en techos dañados por tormentas y estamos abocados a toda esa problemática porque son muchas escuelas. Una vez que estemos con las obras más encaminadas y todo más organizado, vamos a poder asistir a la escuela y ver qué podemos hacer para mejorar ese cierre. Calculo en 30, 60 días vamos a poder estar asistiendo para ver cómo podemos ayudar a complicar un poco la entrada a estos vándalos”, prometió.