Así de fácil podés limpiar ollas y dejarlas como nuevas - Mendoza Post
Por: Mendoza PostMartes 6 Abr 2021 12 días atrás

Muchas veces tenemos ollas que amamos y que no queremos dejar de utilizar o en otros casos, que buscamos hacer durar por una cuestión económico. 

Por eso mismo, hoy te traemos varias técnicas para extender la vida útil de estos utensilios y que así podamos disfrutarlos mucho tiempo más sin que tengamos que salir nuevamente a comprarlos al bazar.

Remojar las ollas

Aunque parecería algo viejo, algunas veces se nos olvida ese tema y no lo hacemos, pero dejar remojando nuestras ollas es realmente bueno, aunque nuestros trastes estén muy sucios, el dejarlas remojando por más difícil que eso parezca ayudará a ablandar las partículas. Esta parte también podría ayudar con la ollas quemadas podría traerlas de nuevo a la vida.

Remojar las ollas. 

Calentar agua  

En caso de no servir el primer recurso, tenemos buenas noticias para ti, porque traemos otro tip infalible y se trata de algo tan simple; calentar agua. Para llevar a cabo esto, deberás poner a hervir agua por 15 minutos con un poco de detergente o cloro, además de lavar, también evitarás que se queden los malos olores. Cuando ha pasado el tiempo adecuado, puedes llevar las ollas a lavar y con ayuda de tu esponja notarás que saldrá todo. Esto puede ser ideal también para las ollas de aluminio y lo retiras con esponja de metal.

Vinagre y Bicarbonato  

Podemos decir que las dos opciones anteriores son sumamente efectivas, pero sabemos que también hay muchas suciedades que son mucho más caprichosas y para esos casos es ideal mezclar 1 taza de agua, 1 taza de vinagre y 1 cucharada de bicarbonato y llevamos a hervir por 5 minutos. Este método podría ser ideal para las ollas de acero inoxidable. Ojo, deberás tener el fuego bajo cuando pongas a hervir el agua. Puedes remover con ayuda de una espátula o cuchara de madera mientras se calienta.

El bicarbonato puede ser un gran aliado.

Antiadherentes  

Cuando tus ollas antiadherentes se rayan, muchas veces ya no se pueden usar, dependerá también de qué tan rayadas estén, pero cuando están en este punto, muchas veces es imposible seguir usándolas, por tal motivo no hay nada mejor que usar jugo de limón para ello. Vas a exprimir 3 limones en las ollas quemadas, pondrás a hervir a fuego medio por unos minutos, apagarás y dejarás reposar toda la noche. Al despertar te darás cuenta que solo deberás usar una esponja para limpiarlas y saldrá todo perfecto.

Ver: Este es el modo correcto para desinfectar las tablas de cortar 

Esta nota habla de: