Cepo y dólar: faltan telas y ropa en tiendas de Mendoza - Mendoza Post
Cepo y dólar: faltan telas y ropa en tiendas de Mendoza

El sector acusa tener que enfrentarse a demoras en las entregas, faltantes de productos y trabas por las importaciones.

Cepo y dólar: faltan telas y ropa en tiendas de Mendoza

Sábado 23 Oct 2021
porLuciana Godoy
Redactora

La escasa variedad de telas, modelos y altos precios, alertan a las clientas y clientes cuando van a comprar ropa. Desde las casas de sedas, explican las causas, por un lado, el alto componente impositivo que tienen las prendas de vestir, y por el otro, trabas en las importaciones que encarecen y ralentizan el proceso de traer telas para la producción. Los problemas para importar, el cepo al dólar, la inflación y la suba del tipo de cambio "doméstico" es lo que genera la escasez. Al punto que algunas tiendas de Mendoza aún no pudieron hacerse de la temporada primavera verano por completo, y van tirando "con lo que pueden", dijeron al Post desde una casa de prendas masculinas de la Avenida San Martín, en ciudad. Están con camisas de hace dos temporadas. 

"La mayoría de las telas son importadas y hay mercadería que uno pide y no llega, es más... los mismos importadores que son de Japón o China no han querido traer telas estampadas porque pasan de moda y no han querido perjudicar sus ganancias, si no las logran vender", explicó una vendedora de una casa de telas de La Alameda al Post.

Actualmente, los comerciantes aseguran que no les llegan telas desde que comenzó la pandemia y, las pocas que reciben pueden tardar en llegar a la provincia desde 6 meses hasta un año, debido a la cantidad de requisitos que deben cumplir: Licencias de importación, Declaración Jurada de Composición de Productos y un Pedido de amparo. Una vez finalizados todo estos trámites pueden adquirirla.

Poca variedad de telas para confección, por el cepo.

En ese sentido, los dueños de la textil "El Dedal" expresaron a este medio: "Los problemas que tenemos son la falta de mercadería y el tiempo de entrega de los productos que vienen de China, Turquía o Japón. A nosotros nos llega a través de distribuidores que están en Buenos Aires y ellos nos explican que no les dejan sacar los conteiner porque los tienen retenidos en la Aduana de Buenos Aires, además, todo lo que son los aforos, sellados e impuestos se los han subido al doble, entonces cuesta mucho que ingrese la mercadería", dijo.

Entre el faltante que tiene en esa tienda contaron que les " hace falta variedad de telas como acetato brillante, set de poliester que se usan para diversas prendas de vestir". En otro comercio informaron que les hace falta telas Crepe Armani y satén, seda lavada o gamuzada que se usan para los vestidos de fiesta.

Leer más: Estos son los 1.432 precios congelados "de prepo"

Todas estas causas en la producción y la importación de telas afecta directamente a la industria de confección de ropa, esto se observa en las tiendas de Mendoza por la escasa cantidad de prendas y variedad de las mismas. Acerca de esta situación el dueño de una tienda hindú explicó que la falta de importación de sedas y tintas afectó a la elaboración de indumentaria con las características típicas del país. "Los talleres en Flores u Once (en CABA) están cerrados por lo tanto no llega mercadería a Mendoza", comentó.

Otra de las causas de la escasez son los vaivenes económicos de nuestro país con un aumento de la inflación, las pocas ventas que tienen y la disminución del poder adquisitivo de los consumidores que afecta a este sector. 

Luego, una modista que vende ropa de diseño explicó que en las tiendas intentan venderles otras  telas para reemplazar el faltante del producto que busca: "En las sederías no hay telas Crepes blanco que son las que más se usan y te ofrecen como alternativa las de color lila que tienen ellos y es imposible usarla por el color, tampoco conseguís camisera  y te quieren vender las cuadriculadas que son de muy mala calidad. Se hace muy difícil trabajar así porque no podemos confeccionar productos de calidad", dijo.

Muchos talleres cerraron y queda poca tela.

En tanto, en una de las tiendas tradicionales de caballeros del centro, dijeron al Post que por la falta de telas para confección en Buenos Aires "aún no podemos presentar la temporada de primavera y verano de este año. No hay telas, entonces las fábricas no largan ropa.... estamos con muy poca mercadería... vea lo que es local... casi nada..." se lamentó un vendedor experto.

Ver más: Estos planes sociales son los que podrían convertirse en trabajo formal

Esta nota habla de: