Cierra el histórico Acuario Municipal de la Ciudad de Mendoza - Mendoza Post
Por: Mendoza PostViernes 18 Jun 2021

La Ciudad de Mendoza confirmó este viernes el cierre del Acuario Municipal y anunció la creación del Centro para la Conservación de la Biodiversidad.

La decisión de la comuna se respalda en la voluntad de contribuir con la conservación de la biodiversidad a través de la educación, la tecnología y la ciencia, posicionando como eje central el bienestar animal y avanzando hacia una nueva interpretación ambiental sobre la importancia del sostenimiento de las diferentes ecorregiones de la provincia.

El intendente Ulpiano Suarez destacó la nueva etapa que inicia este importante espacio de la Ciudad. "Después de un período de diagnóstico, estudios y consultas, estamos anunciando el inicio del proceso de reconversión del Acuario Municipal, ratificando nuestro compromiso con la integridad y la preservación de las especies existentes", manifestó.

"En el marco del Desarrollo Sostenible que planteamos para la Ciudad, vemos que es preciso evaluar y repensar estos circuitos educativos, turísticos y recreativos que ofrece el Municipio a fin de trabajar en una transición hacia nuevos modelos de conservación de la biodiversidad y el bienestar animal", concluyó jefe comunal.

La Resolución 311-E-2017 del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación impulsa la reconversión de zoológicos y acuarios. 

Ver también: Por qué no pueden venir turistas chilenos a Mendoza

El Centro para la Conservación de la Biodiversidad será una institución sustentada en la ciencia, la tecnología y la educación. Su misión consistirá en contribuir, como su nombre lo indica, a la conservación de la biodiversidad, posicionando como eje central el bienestar animal. Por tal motivo, el establecimiento perseguirá los siguientes objetivos:

-Desarrollar programas de educación ambiental e investigación focalizados en especies locales.
-Adecuar las actividades turísticas y recreativas a la agenda de cambio climático y conservación de la biodiversidad.
-Generar una estrategia colaborativa con otras instituciones vinculadas al pool genético de especies clave.
-Promocionar estrategias de rehabilitación y reinserción de especies determinadas.

Plan de acción

-Suspensión de las visitas del público general. No obstante, se continuará garantizando el mantenimiento de las instalaciones y el cuidado de los ejemplares existentes.

-No se admitirán la recepción ni la adquisición de nuevas especies. Asimismo, se formalizarán los procedimientos de diagnóstico y evaluación de la factibilidad del traslado de animales, con especial atención en los gerontes.

-Se conformará una mesa de seguimiento y trabajo colaborativo, con instituciones y referentes técnicos con competencia e idoneidad en la temática.

El tortugo Jorge

A principios de 1984, en una playa cercana a Bahía Blanca (Buenos Aires, Argentina), una enorme tortuga, entumecida por el frío y herida, fue rescatada por pescadores. 

En ese momento, no se consideró devolverla al mar, dado que la devolución de animales tropicales poiquilotermos (de sangre fría) a medios muy fríos no se aconseja para la especie.

Por esta circunstancia y dado que el Acuario Municipal de Mendoza era el único capaz de recibirla, fue despachada vía aérea a la Ciudad de Mendoza en seco, dentro una caja de madera construida especialmente para el animal. Así, fue recibida el 4 de marzo de 1984, pesando en ese momento 40 kg y, luego de estar en varios recintos, se la trasladó en febrero del 2006 a un estanque de 20.000 litros de aguamarina con 85 kg de peso. Con el tiempo se la llamó Jorge.

Ver también: Godoy Cruz inscribe en el padrón a residentes extranjeros

Desde aquel entonces, la Municipalidad viene realizando diferentes acciones orientadas a garantizar el bienestar del tortugo, brindándole atención personalizada y cuidados especiales que se han incrementado por tratarse hoy de un ejemplar geronte. 

Las instituciones y los profesionales idóneos inquiridos manifestaron las complicaciones asociadas a la liberación del individuo en ecosistemas marítimos, entre otras cuestiones por su edad muy avanzada, no recomendando dicho proceder, por lo que desde el Ejecutivo Municipal se ha considerado un gran riesgo para la supervivencia del animal avanzar con esta medida.

La comuna continúa analizando si existen alternativas que mejoren las condiciones actuales del animal. Una de ellas es su traslado a instituciones privadas nacionales que se ajusten a las necesidades de la especie y el estado biológico del ejemplar. 

Esta nota habla de: