Colapso y prórroga de vencimientos para licencias de conducir en Mendoza - Mendoza Post
Martes 15 Dic 2020
porRicardo Montacuto
Director Periodístico

La pandemia de coronavirus y las dificultades para la atención presencial en todo tipo de oficinas públicas durante este año generaron un cuello de botella muy difícil de desagotar en el sistema de emisión de licencias nacionales de conducir que se tramitan en casi todos los departamentos del Gran Mendoza, especialmente, y en San Rafael, que en conjunto atienden a casi el 80 % de la población provincial. Por eso, el gobierno está ultimando los detalles de un nuevo decreto que prorrogará hasta el 30 de junio del año próximo la excepción de multar a conductores que circulen con licencias vencidas desde el 1 de marzo. Ello no significa prorrogar los vencimientos, trámite que deberán hacer los municipios que ya fueron facultados por la Agencia Nacional de Seguridad Vial, de modo que los ciudadanos puedan circular con sus vehículos por todo el país sin más permisos especiales.

Las restricciones de circulación y atención al público dictadas por el gobierno nacional en la cuarentena fueron ahogando el sistema de renovación y emisión de licencias de conducir ya que hubo que dar turnos más espaciados, con menos usuarios, con protocolos de limpieza y desinfección cada dos horas, pero con menos personal también. Y además hubo "ráfagas" del virus que impidieron emitir licencias por semanas en varios departamentos, porque el personal se fue enfermando de coronavirus. Los últimos casos difundidos fueron en Ciudad, semanas atrás.

También es noticia: La Red Bus se podrá utilizar hasta fin de año

Y así generó una "mora" que el 14 de agosto tuvo una salida provisoria, cuando el gobierno provincial extendió "de hecho" las licencias al suspender las multas por el carnet vencido hasta el 31 de diciembre. Fue en el marco de uno de los decretos ómnibus de la cuarentena, el 1078. Ahora, esa facultad seguirá vigente hasta el 30 de junio del año que viene y además las comunas podrán prorrogar la validez de las licencias, algo que -se espera- resuelvan todos los municipios que expiden licencias nacionales de conducir.

Maipú es el departamento que destinó mayor cantidad de horas a la atención por la licencia de conducir.

La situación de mora ha sido desesperante. En el municipio de Maipú, por ejemplo, llegaron a acumular unas 6.000 licencias atrasadas. Los turnos estaban "explotados", como en Guaymallén, Las Heras, Ciudad, Godoy Cruz y San Rafael. Algunos de los intendentes comenzaron a tomar medidas paliativas como atender más horas y agregar personal. Pero la demanda incesante no desatoró el sistema. "En Maipú llegamos a acumular unas 6.000 licencias... entonces, reforzamos la atención y agregamos horas... ahora las oficinas atienden desde las 7:30 hasta las 18:00 para diferentes públicos... los que sacan su primera licencia, los adultos mayores, las renovaciones simples y los profesionales... estamos dando las mismas licencias que antes de la pandemia, pero ponernos al día nos podría llevar dos meses más" relató una fuente. Y agregó que en el caso de Maipú, no será necesario repetir todo el trámite de "primera licencia" si pasaron seis meses desde el vencimiento, algo común antes de la pandemia.

Te puede interesar: Detectan 99 contagios y reportan 3 nuevas muertes en Mendoza

El panorama se repite en casi todos los departamentos. En Las Heras están tramitando unas 140 licencias por día y aún hay cerca de 2.800 personas que tienen su carnet vencido y no lo han podido renovar. Godoy Cruz extendió la atención a los sábados. Hacen unos 80 trámites diarios y sin embargo ya acumulan unos 3.000 trámites atrasados. "Es una buena medida prorrogar los vencimientos" dijo una fuente de la comuna. Guaymallén es uno de los departamentos que más licencias emite. Justamente ayer incorporaron personal de otras áreas al sistema de licencias, y están llamando a las personas que tenían turnos de renovación entre enero y abril. "Estamos explotados" reconoció un funcionario. Llama la atención el adjetivo, que repitieron casi todos los consultados. "Tienen que postergar los vencimientos porque así no hay forma de ponernos al día..." especuló.

Godoy Cruz da turnos online.

Luján de Cuyo parece estar más desahogado que sus vecinos. reforzó dotaciones y horarios desde abril, y en la comuna dicen que los turnos se dan en la misma semana. "Lo hemos logrado porque no nos quedamos con la oficina cerrada por Covid..." contó un funcionario. El proceso de obtener la licencia en Luján es de un mes aproximadamente, que es bastante mejor que en otros departamentos. "Nos dimos cuenta que mantener cerrada la oficina de licencias era un error y que sería un problema a largo plazo y gracias a haberlo previsto, estamos en mejor situación que el resto de los departamentos" contó otro de los funcionarios de la comuna. "Reforzamos con personal desde hace meses... así es que esto no es casualidad... lo hemos planificado" dijo.

Los intendentes, y un problema común: las licencias de conducir.

San Rafael trabaja en doble turno con la mitad del personal, para tratar de mantenerse al día. Fue uno de los departamentos que gestionó con el gobierno de Rodolfo Suarez esta postergación. "Estamos explotados, con doble turno y todo, y priorizamos a camioneros y personas que necesitan la licencia para trabajar. Pero estamos atrasados..." confió una fuente municipal.

En Ciudad también están atrasados pero no se sabe en cuántos turnos o licencias. En la Municipalidad dijeron que si para el próximo viernes no había una medida para todos los departamentos, el intendente Ulpiano Suarez prorrogará los vencimientos de las licencias de conducir hasta el año que viene.

Otros problemas

Hay problemas comunes a todos los municipios. Uno de ellos es el "cuelgue" informático del sistema nacional del que se alimentan las oficinas municipales que emiten las licencias. El último fue la semana pasada, de dos días. Y en la semana anterior a esa, dos días más.

En Mendoza las actividades comerciales, industriales, y turísticas (en este último caso a media máquina y sin extranjeros), funcionan a mayor velocidad e intensidad que el regreso de mucho personal municipal a las oficinas. Los grupos de riesgo, las personas que cuidan niños, están exceptuados de concurrir a los lugares de trabajo. Por lo que la demanda de licencias de conducir aumenta con más gente en la calle, pero el personal municipal es casi el mismo que en el peor momento de la pandemia.

Leé también: La colación "rebelde" del Universitario Central en fotos y video

En resumen, las medidas serán dos. Una prórroga a la suspensión de multas para licencias vencidas desde el 1 de marzo, hasta el 30 de junio del año entrante. Y luego, los municipios podrán extender la vigencia de todas las licencias vencidas, también hasta el 30 de junio. Medidas similares tomaron Axel Kicillof en la provincia de Buenos Aires, y Horacio Rodríguez Larreta en la CABA, aunque con fechas diversas. En ambos casos las licencias vencidas entre febrero y diciembre de este año se prorrogan un año, desde la fecha de su vencimiento.

Servicio doméstico

No está claro si el gobierno publicaría uno, dos o tres decretos para hacer "sintonía fina" de las autorizaciones que quedaron "colgadas" y que podrían ser potestad de la provincia. El uso del potencial es porque el gobierno local se toma ciertas licencias de interpretación, buscando forzar al máximo los límites de la dura cuarentena nacional, para que haya mayor libertad de movimientos. Pero en cualquier caso, lo que se sabe es que el gobierno autorizará el uso del transporte público de pasajeros para el personal de casas particulares, que hasta ahora lo tenían vedado. Hasta que ayer el jefe de gabinete Santiago Cafiero autorizó a las personas que trabajan en el servicio doméstico del AMBA (Ciudad de Buenos Aires y el conurbano) a trasladarse a los domicilios de trabajo en trenes, subtes y colectivos. Ahora, Rodolfo Suarez emitiría una autorización en el mismo sentido, en uno de los decretos que se conocerían mañana o como parte de una norma "ómnibus", que ajuste los casos pendientes del Distanciamiento Social Preventivo y Obligatorio.

Ahora, el mayor problema que quedará es qué hacer y cómo autorizar el funcionamiento pleno de salones de fiestas, hoteles alojamiento y de discos, en medio de la proliferación descarada de fiestas clandestinas. Los empresarios "saloneros" que hasta ahora sólo están autorizados a funcionar como restaurantes, al igual que algunos boliches, se movilizarán esta semana a la Casa de Gobierno, pidiendo libertad para trabajar. Todavía hay miles de familias en juego.

Esta nota habla de: