Post: Mendoza PostLunes 16 Jul 2018Lunes, 16/07/18 atrás

Sebastían Balbontín confesó el crimen de su hijastra, Almendra, de tres años de edad, quien murió el pasado 11 de julio en La Florida, comuna de Santiago de Chile. El cuerpo de la pequeña mostraba signos de violencia al ser encontrado.

Su padrastro confesó el crimen, y admitió que maltrató a la hija de su pareja durante más de tres meses. Además, Balbontín aseguró que la mató porque "sentía celos de ella" debido a que era "una niña sana", a diferencia de su propia hija.

El asesino confesó que llevó a Almendra al baño, abusó sexualmente de ella, y luego intentó ahogarla en una tina con agua. Sin embargo, como la pequeña aún reaccionaba, la golpeó en el cuerpo hasta provocarle la muerte.

Balbontín se encuentra en prisión preventiva, acusado de homicidio calificado y abuso sexual agravado.

Balbontín se encuentra en prisión preventiva, acusado de homicidio calificado y abuso sexual agravado.