Producen en Mendoza el primer Aceto Balsámico certificado de Sudamérica - Mendoza Post
Por: Mendoza PostLunes 23 Abr 2018

Productores argentinos de aceto balsámico tradicional consiguieron la exclusiva certificación internacional de ese clásico producto gastronómico italiano, que ya elaboran y continuarán añejando durante los próximos años en el departamento mendocino de Maipú, para comercializarlo y exportarlo a partir de 2026.

El primer paso lo dio Acetaia Millán, instalada en Cruz de Piedra, a 20 km al sudeste de la capital de Mendoza, que se convirtió a su vez en la única elaboradora de aceto balsámico tradicional certificado de Sudamérica y la tercera en el mundo fuera de Italia, después de las que existen en Toronto (Canadá) y Tokio (Japón).

La firma mendocina importa aceto balsámico a granel desde Módena (Italia) y lo fracciona, pero ya produce desde hace siete años la partida de lo que saldrá al mercado en 2026, cuando se complete el añejamiento mínimo de 15 años de lo que se podrá denominar "aceto balsámico tradicional de Argentina".

El aceto es producido por Acetaia Millán, instalada en Cruz de Piedra, Maipú. 

A su vez, y con la misma receta pero con un solo año de estiba, están produciendo anualmente 250.000 botellas de aceto balsámico que además de comercializarse en supermercados y vinotecas especializadas para el mercado interno, se está exportando a Brasil, Panamá y Costa Rica.

Actualmente, dentro del mercado interno argentino se comercializa un volumen anual cercano o superior a 2 millones de botellas de entre 250 y 500 centímetros cúbicos de aceto balsámico.

El Aceto Balsámico de Módena se obtiene de mosto de uva y vinagre de vino de la variedad Ugñi Blanc, envejecido y estacionado durante años en cinco barricas de distinto tamaño de roble, castaño, cerezo, fresno y acacia con un orificio cubierto de tela que permite la evaporación, y cada año se trasvasa una parte del mosto envejecido a los toneles más pequeños y se recarga los anteriores con el nuevo.

Se trata del primer Aceto Balsámico certificado de Sudamérica.

El Consorzio Tutela Aceto Balsamico di Modena, guardián del pliego de condiciones del producto y autoridad normativa, agrupa a 50 empresas del sector y representa el 98% de la producción certificada anual de aceto balsámico.

"Estamos muy orgullosos de ser los únicos de Argentina y Sudamérica en elaborar el aceto balsámico tradicional, y queremos continuar este camino iniciado", dijo Gabriel Guardia, enólogo especialista en producción olivícola y de acetos y gerente general de la Acetaia Millán, en diálogo con Télam.