Mafiosos amenazaron... y cumplieron: salvaje ataque a un periodista - Mendoza Post
Por: Mendoza PostMartes 31 Mar 2015

Rodrigo Mansilla, periodista del diario El Chubut, fue agredido cobardemente por los custodios de un funcionario municipal. Debido a la golpiza, debió ser internado en un hospital local.

El repudiable hecho ocurrió ayer en la municipalidad de Trelew, donde Mansilla se encontraba realizando su labor periodística. Allí también se encontraba Alberto "Cascarita" Segundo, el ahora ex  Cooordinador de Tránsito de esa localidad,  junto a dos personas que lo acompañaban.

Al notar la presencia del periodista fue el mismo Segundo quien lo interceptó siempre secundado por sus compañeros. En ese momento el funcionario hizo la primera amenaza advirtiendo a Rodrigo de que lo iban a "ejecutar".

Uno de los agresores pretendió sacarle una foto con su celular a la víctima, al tiempo que recibía órdenes de Segundo diciéndole: "Mírenlo bien, lo van a ir a buscar donde lo encuentren, lo van a cagar a trompadas. Lo van a poner en bolas y lo van a colgar".

La molestia de Segundo era en referencia al trabajo periodístico de Mansilla en El Chubut aludiendo a que "estás escribiendo cosas mías. Yo te voy a hacer cagar". Y para que la amenaza resulte aún más convincente, agregó: "Yo lo voy a hacer".

La agresión mafiosa

No conforme con tamañas amenazas propinadas al trabajador de prensa, Segundo acercó su rostro al de Mansilla en una actitud aún más intimidatoria. "Yo te voy a hacer mierda, sé dónde vivís, sé todo de vos. Te voy a hacer cagar, sé tus horarios", insistió el agresor.

Fue entonces cuando el secretario de Obras Públicas, Federico Massoni, advirtió la discusión y se acercó para intentar disuadir al Coordinador de Tránsito y sus dos colaboradores para que se retiren del lugar. El intento fue en vano porque Segundo empujó al periodista y la persona identificada como Willy le arrojó un certero y sorpresivo golpe de puño que impactó en su mentón.

"Caí y cuando reaccioné, porque estaba inconsciente, me di cuenta que estaba entre el cordón de la vereda y una camioneta", relató Mansilla en la denuncia policial que realizó con posterioridad en la Comisaría Primera.

Fue Massoni quien avisó para que llamen a la ambulancia, dado que el periodista agredido estaba inconsciente sobre la calle. Debió ser atendido y sometido a estudios para descartar cualquier consecuencia, sobre todo por la caída.

El intendente Máximo Pérez Catán luego acudió a informarse personalmente de su estado de salud. "Vamos a tomar las medidas que corresponden porque es una acción inadmisible", dijo el intendente según El Chubut.

El intendente de Trelew junto a Mansilla en el hospital.

El periodista recibió posteriormente el alta médica y realizó la denuncia correspondiente. Cree que la agresión fue un hecho premeditado por los escritos publicados en el diario chubutense acerca del accionar de mafias de la noche, de la droga, de los negocios, en Trelew al que las autoridades poco importancia les da.

Los repudios no tardaron en llegar

El brutal ataque al periodista fue rechazado por varios sectores de la política y la prensa chubutense. La UCR hizo pública su solidaridad con la victima del alto funcionario de la Municipalidad de Trelew.

"Queremos repudiar enérgicamente todo tipo de violencia, pero más aún, la violencia institucional, la violencia de los funcionarios o empleados públicos, que pretenden con intolerancia y violencia, ser la única voz y así censurar otra opinión, y lo que es peor aún, la voz de un periodista. Exigimos al señor intendente, Máximo Pérez Catán, que se responsabilice por su dependiente, que pida disculpas públicas, y se ponga a disposición del periodista, comprometiéndose a que nunca más ocurra algo similar", señala el parte de prensa emitido por el mencionado partido político.

El exgobernador de Chubut, Mario Das Neves, también expresó su condena a la agresión de Mansilla, exigiendo a los dirigentes políticos que "se comporten como tales y tomen las medidas necesarias para que aquellos que se manejan con la violencia queden debidamente apartados de la vida política. En momentos como los actuales, cuando desde la política se muestran a la sociedad diferentes opciones para conducir los destinos de la provincia y las ciudades, debe ser claro el mensaje de condena a la violencia y ejemplar el trato dispensado a aquellos que se comportan como bestias".

Finalmente, el Sindicato de Trabajadores de Prensa del Noreste del Chubut (SITPRENCH) también repudió "la aberrante agresión contra el periodista Rodrigo Mansilla, perpetrada por el coordinador de Tránsito de la Municipalidad de Trelew, Alberto Segundo", al tiempo que "reclama de las autoridades políticas y judiciales una inmediata investigación del incidente, y exige garantías de protección para el trabajador de prensa y su familia".