Abraham: “Voten tranquilos, en el cuarto oscuro no los vigilan” - Mendoza Post
Por: Mendoza PostMiércoles 25 Mar 2015

“En el cuarto oscuro, entra uno solo… Va y vota… ahí no hay nadie vigilando, pidiendo ni presionando… Vayan y voten con absoluta libertad…” dijo Alejandro Abraham, diputado nacional por el FPV, ex intendente de Guaymallén y aspirante a volver al incómodo sillón de alcalde. Lo de incómodo es porque en los departamentos hay que trabajar en serio.

Abraham es uno de los tres competidores en las PASO del oficialismo en el departamento. Los otros dos son el actual intendente “a cargo” Luis Lobos, y el ministro de Tierras y Ambiente Guillermo Elizalde. La situación política de Guaymallén –el departamento donde mayor cantidad de votantes se registran, más de 210.000- admite varias particularidades. Una es la interna oficial: Lobos cuenta con el apoyo del “aparato” de La Corriente peronista, pero está denunciado por graves hechos de corrupción e investigado en la justicia, lo que le ha minado las posibilidades. Y aunque Abraham no lo dice, es probable que intente volver al lugar que dejó en diciembre de 2013 justamente por aquella particularidad, aunque aclara que “la actual gestión no ha cumplido con los objetivos que se habían planteado” para el departamento. Tampoco la oposición la tiene fácil. El Frente Cambia Mendoza tiene cinco candidatos, y por el otro lado está el FIT con la postulación de Federico Telera.

Alejandro Abraham.

Alejandro Abraham cuenta con varias ideas concretas para trabajar en el departamento en caso de ganar las PASO, y ofrecer a los vecinos para las generales de junio. Y que tienen que ver con mejoras de calidad de vida. “En la gestión anterior, cuando gobernamos siete años el departamento, logramos abrir a través de Elpidio González, una vía de comunicación alternativa. Hace falta más. Hoy el tránsito de Guaymallén está colapsado” comenta mientras muestra las calles en un mapa.

Del mismo modo plantea abrir Pedro del Castillo completa a través de Purísima, por lo menos hasta Tiraso. En el medio hay baldíos y zonas sin urbanizar. (Ver imagen de Street View, navegable)

El ex intendente plantea que así como en una primera etapa se atendió zonas muy postergadas del departamento, distritos en los que no se hacían obras de infraestructura desde hacía sesenta años, hoy hay que apuntar a la descongestión de la zona oeste (más urbana) como San José, Dorrego, Nueva Ciudad, mejorar el asfalto, y dotar de nuevos servicios las zonas de urbanización reciente, “donde hasta vecinos de Capital y Godoy Cruz han ido a buscar el cinturón verde”. Se refiere Abraham a los nuevos barrios privados, loteos y urbanizaciones en Kilómetro 11, Kilómetro 8 y La Primavera. Apunta que en Rodeo de la Cruz debe establecerse la terminal ferroviaria, en la tradicional y antigua estación, y que la nueva estación terminal de ómnibus dará mayor comunicación terrestre a la zona, “pero siempre respetando el cinturón verde y la paz que la gente vino a buscar” afirma. Quiere favorecer además la instalación de comercios de grandes superficies en la zona.

Otra de las obras que planea es utilizar el recorrido férreo de “Puente de hierro”, donde en muchos tramos ni siquiera hay vías, para construir una carretera de norte a sur.

Afirmó además que quiere “descentralizar y crear delegaciones culturales”, para que la Escuela de Rock, por ejemplo, llegue a los distritos más alejados en sedes municipales y delegaciones barriales.

Por último, dijo que “No voy a ser yo quien privatice los servicios”, en mensaje directo a los empleados de la comuna, a quienes pide que “voten con libertad”, sabedor de las presiones a las que son sometidos los asalariados municipales, para votar por la lista que encabezará el actual jefe comunal.