Maipú: la golpeó e intentó violarla por ser lesbiana - Mendoza Post
Viernes 17 Mar 2017
porAna Paula Negri
Periodista

El 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, Mendoza se levantó con una terrible noticia: una mujer había sido agredida por su pareja en Maipú. Todos los medios replicaron la información asegurando que la víctima tenía las costillas rotas y le faltaban dientes por la agresión que recibió.

Verónica recibió martillazos, palazos, fue ahorcada y casi violada.

Pero el Post indagó sobre el caso y la verdad salió a la luz. Verónica B, la víctima, es lesbiana y el hombre que la agredió no es más que su vecino. Ella le aseguró al Post que Daniel Antonio Díaz Carrasco vive cerca del domicilio de donde ella residía con su pareja Carina.

Verónica vivía junto a Carina, su pareja, y sus suegros en una casa de la calle Ozamis. El domingo 5 de marzo, las dos discutieron y Verónica salió de la casa. Al salir, Díaz Carrasco le ofreció alojamiento en su hogar y Verónica aceptó por la posibilidad de estar cerca de su pareja: “no sabía el peligro que corría”.

“Mientras estuve ahí me hablaba pestes de Carina, cuando hablaba con ella me decía que dejara el teléfono, me decía ‘casate conmigo’. En un momento tiró el lance”, declaró ella al Post.

Verónica está internada en el hospital Paroissien.

“La noche que me atacó yo estaba hablando por WhatsApp con Carina y como me iba a quedar sin crédito salí a la plaza de Maipú donde hay WiFi. Hablé como una hora y media con ella y al volver las luces estaban apagadas. Yo sé que me estaba esperando. Cuando entré me preguntó con quién estaba hablando, con quién estuve y por qué lo dejé solo, como si yo fuera su esposa o no sé”, siguió Verónica.

“En ese momento me agarró de los pelos y me llevó a la habitación. Yo tenía una cadena de acero quirúrgico con la que él intentó ahorcarme. Después me dejó sin aire con las manos y yo rasguñaba las paredes. Me ató las manos con una cinta y me puso una bolsa en la cabeza que yo pude romper para respirar por la boca”.

Ver también: Un hombre golpeó a su pareja hasta dejarla hospitalizada, en Maipú

“En todo momento me decía ‘calladita, calladita’ y puso la televisión a todo volumen”. Verónica sufrió golpes muy fuertes con un martillo enorme y una vara de metal que le provocaron la rotura de varias costillas, incluso la pérdida de una pieza dental por un puñetazo. Hasta la amenazó con sacarle un ojo con una pinza, le dio jugo y le dijo que estaba envenenado.

La carátula del delito podría agravarse por la orientación sexual de Verónica.

Pero ella logró desatarse una mano y levantarse. Él le arrancó la remera y el corpiño, la volvió a atar y le dijo que se baje los pantalones porque así iba a 'saber lo que es bueno’. “En ese momento golpearon la puerta”, aseguró Verónica entre lágrimas, “Cuando él preguntó quién era, le contestaron que era la policía, me sentí aliviada y empecé a golpear la puerta de adentro hacia afuera. Un policía lo encañonó y se lo llevaron detenido. Yo tenía un ataque de nervios”.

"Vas a saber lo que es bueno"

Luego de la terrible amenaza, llegó la policía y Verónica se salvó de ser violada. El hombre estaba a punto de ultrajarla sabiendo que ella es lesbiana y tiene una pareja mujer. Carolina Jacky, la abogada de la víctima, aseguró que esto podría agravar la carátula del delito por odio por orientación sexual.

La fiscal podría citar a la víctima a declarar la semana que viene.

Actualmente Díaz Carrasco se encuentra alojado en el penal de Boulogne Sur Mer por “abuso sexual simple en concurso real con homicidio en grado de tentativa agravado por femicidio”. Según explicó la fiscal Claudia Ríos al Post, cuando Verónica declare que hubo agresiones por su condición homosexual, la denominación del crimen podría extenderse.

Si sos víctima de violencia de género comunicate con el 144 o accedé al Centro de Patrocinio y Capacitación en Mendoza en calle Pedro Molina y Pedro Vargas o al teléfono 155438417.