"En estas condiciones, no tenemos ganas de hacer la fiesta" - Mendoza Post
Por: Mendoza PostViernes 3 Mar 2017

Después de que la noche del jueves, durante un simulacro de catástrofe en el Teatro Griego, cayera una parrilla de iluminación de cuatro toneladas sobre el escenario del Acto Central de la Vendimia, e inmediatamente después, la grúa que la sostenía se derrumbara sobre las gradas, los artistas tienen dudas sobre la realización de la Fiesta Nacional de la Vendimia. 

"Fue una situación tensa y fue la primera vez que sentí miedo", dijo en diálogo con el programa Te Digo lo que Pienso -que se emite de lunes a viernes de 7 a 9 por La Red Mendoza 94.1- uno de los actores de la fiesta llamado Diego, quien contó que lo sucedido anoche fue en un simulacro que pidieron los mismos artistas.

"Nadie sabía qué hacer ni para dónde ir". 

"Yo estaba a un costado del escenario en la caída de luces y luego de la grúa. Parece increíble que habiendo ensayado una situación de contingencia donde justo se nos pedía evacuar, pasara esto", contó Diego. "Nadie sabía qué hacer ni para dónde ir. Yo ayudé a unos compañeros que estaban en shock antes de escapar", contó el actor.

"Todos pensaban que todo se podía caer encima y nadie sabía para dónde ir o dónde resguardarse. Nos decían que la grúa no iba a ceder. Podría haber sido fatal. Nunca nadie imaginó que esto podía pasar ni sabía dónde evacuar. El jefe de Defensa Civil que comandaba el operativo se descompensó por lo que veía", agregó Diego.

El actor también contó que en oportunidades anteriores que fue al Teatro "me llamaba la atención de cómo estaba la parrilla de iluminación tan elevada, porque desafiaba todas las leyes de física y gravedad".

"Esto pudo haber ocurrido en el ensayo general"

Además, el artista subrayó que "si no hubiéramos pedido este ensayo, esto podría haber ocurrido hoy en el ensayo general".

Mientras tanto, los artistas de la Vendimia aseguran: "En estas condiciones, no tenemos ganas de hacer la fiesta. Es una fiesta que amo, pero en esta situación, y hablo por mí y otros compañeros con los que he hablado, no".

Y agregó: "Yo, por mi integridad física, no la voy a hacer. Creo que la fiesta debería postergarse una semana".