La UNCuyo pidió un informe técnico de la Vendimia de Capital - Mendoza Post
Lunes 27 Feb 2017
porAna Paula Negri
Periodista

El viernes a la noche la Capital mendocina celebró su fiesta vendimial organizada por primera vez por la Universidad Nacional de Cuyo en el Parque Central y todo terminó en desastre.

"Ni Dios, ni suerte, fuimos organizados para que no ocurriera lo peor", declaró Daher.

Las autoridades, Mariana Juri -secretaria de Cultura de la Municipalidad de la Ciudad- y Julio Daher -Secretario de Extensión de la UNCuyo- no esperaban que cayera un diluvio sobre el escenario de la fiesta máxima de la Ciudad esa noche ya que Defensa Civil anunció la tormenta para el sábado al mediodía.

Según describió Daher en diálogo con el Post: "Cuando empezamos la fiesta, no caía una gota ni había viento. La prueba está en que teníamos una pantalla de agua en el lago y el agua no se volaba. Nos tomó de sorpresa a todos."

Incluso el funcionario aseguró que la empresa que ganó la licitación para armar el escenario "utiliza materiales alemanes que cumplen con las normas de seguridad internacionales y previeron que el techo se volara hacia atrás para que no cayera encima de los músicos ni de los espectadores".

El secretario aseguró que el informe llegará a su manos durante la jornada de hoy y que luego de su análisis será presentado al Consejo Superior de la Universidad a fin de aclarar la situación.

Julio Daher aseguró que se reintegrará todo lo perdido a quienes corresponda.

También se pidió un informe a la orquesta de la casa de estudios sobre el estado de los instrumentos ya que corría el rumor de que un arpa valuada en 30 mil dólares había sufrido serios daños por la tormenta hecho que fue desmentido: "Antes de irse la artista le puso una funda plástica para resguardarla antes de la lluvia torrencial. Se puede seguir utilizando y no sufrió daños", aseguró Daher.

El informe a la orquesta tiene como fin hacer un reporte para reponer los instrumentos dañados -muchos son de los propios artistas- como así los elementos personales y herramientas de trabajo que los bailarines perdieron al momento de la evacuación.

Queja de los bailarines

La tormento no solo destruyó el escenario de la fiesta sino que puso en peligro el bienestar de los bailarines y músicos que debían salir a escena. Al respecto, Pamela Angulo, una de las bailarinas, recalcó que los artistas de Vendimia no tiene un seguro ni la protección de la ART para que puedan ser atendidos en caso de accidentes o contingencias como la que sucedió el viernes.

Los bailarines piden que los protejan en la Vendimia central.

Este facto también fue desmentido por el secretario de Extensión quien explicó que habían tres grupos de artistas: "el elenco permanente de la Municipalidad, el de la UNCuyo y un grupo contratado específicamente para la ocasión a través de un casting realizado por la Universidad. Los dos primeros cuentan con ART por ser empleados estatales y el último grupo estaba cubierto por un seguro especial" a lo que agregó: "Es más, el único chico que sufrió daños, el bailarín que fue internado por una lesión en el pecho el viernes y fue dado de alta el sábado a la mañana estaba cubierto por el seguro que se encargó de pagar los estudios durante la internación, la comida y alojamiento de su familia todo el tiempo".

En cualquier caso, los bailarines se están organizando, están en estado de asamblea y pretenden reclamar mayor seguridad y seguros de vida por cualquier eventualidad que pueda ocurrir en el Anfiteatro Frank Romero Day durante los ensayos esta semana, el Acto Central y las repeticiones.