El avión no estaba autorizado para realizar el trayecto hasta Medellín - Mendoza Post
Post: Mendoza PostJueves 1 Dic 2016Jueves, 01/12/16 atrás

Las malas decisiones del piloto antes y durante el vuelo de Lamia que terminó con la tragedia aérea del equipo Chapecoense empiezan a cobrar mayor relevancia conforme pasan las horas y se van sabiendo los detalles del accidente.

Al momento del impacto el avión del Chapecoense estaba a 4 minutos del aeropuerto de Medellín.

Todo indica que el accidente donde murieron 71 personas (prácticamente todo el equipo de fútbol brasilero, más periodistas, dirigentes y tripulantes) se podría haber evitado.

Eso se desprende del informe presentado por la Administración de aeropuertos de Bolivia en donde el despachador del trágico vuelo notificó 5 objeciones para que la aeronave no saliera de Santa Cruz de la Sierra con destino a Medellín debido a que no coincidía la distancia del trayecto con la autonomía del avión.

El avión se estrelló contra el Cerro Gordo, en Antioquia.

El problema de la falta de combustible era algo fácil de prever puesto que la capacidad del tanque no le daba al avión margen de error ante cualquier contingencia o cambio de rumbo. La aeronave podía volar durante 4 horas y al momento del impacto llevaba en el aire 4 horas y 15 minutos.

"Esa autonomía nos alcanza bien, además vamos a hacer el vuelo en menos tiempo, no se preocupe", le dijo el despachador de Lamia a la funcionaria encargada de hacer el informe sobre le plan del vuelo, Celia Castedo. 

Si el avión no se hubiera estrellado contra el cerro la tragedia hubiera sido mayor: del otro lado estaba el casco principal de la ciudad de La Ceja.

Además el piloto, socio de la empresa boliviana Lamia (que cuenta únicamente con 3 unidades aunque 2 están en eterno servicio técnico) no quiso declararse en emergencia confiando en que llegaba al aeropuerto de Medellín sin sufrir las consecuencias burocráticas reservadas para los que no cumplen con las normas establecidas.

"Es doloroso que no se haya declarado en emergencia para evitar problemas personales que debía afrontar después", dijo Alfredo Bocanegra, director de Aeronáutica Civil de Colombia. En caso de haberlo hecho, el vuelo de Lamia hubiera tenido prioridad absoluta para aterrizar.

En los próximos días los investigadores tratarán de dar con la persona que pese a todas esas recomendaciones decidió igual autorizar el vuelo que terminó de la peor manera pese a que varios evitaron que eso ocurriera.

La tragedia sacudió al mundo del fútbol.