Provolo: abogado mendocino e italiano creen que hay más víctimas de abusos - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMiércoles 30 Nov 2016Miércoles, 30/11/16 atrás

El caso de los curas acusados de abuso sexual del Instituto Antonio Próvolo de Luján, especializado en niños sordos e hipoacúsicos, no cesa de generar conmoción y repudio en toda la provincia, el país y hasta en otras partes del mundo.

Esta mañana, en comunicación con "Te Digo Lo Que Pienso" -que se emite de lunes a viernes de 6:50 a 9:00 en Radio La Red Mendoza 94.1-, dieron detalles sobre el caso Juan Carlos Gonzalez, defensor del pueblo de las personas discapacitadas de Mendoza, y Sergio Cavallieri, abogado italiano de las víctimas del Próvolo de Verona, Italia.

“Estamos actuando de oficio en este caso para el acceso a la Justicia de estas personas para que puedan declarar. Históricamente hay personas sordas que han perdido juicios porque no tienen intérprete”, explicó el letrado mendocino.

Gonzalez contó además que en las últimas horas participó de una reunión con padres en el Instituto, “porque estamos trabajando para que ellos puedan declarar y ver cómo vamos a seguir con esto para que los niños puedan seguir educándose. Le transmitimos a la DGE propuestas de los padres, y el acuerdo quedó en que quien quiera llevar hasta el 7 de diciembre a los chicos al instituto, la DGE se comprometió a garantizarles educación”.

Recientemente el Post reveló detalles escabrosos sobre el código propio y limitado que tienen los estudiantes del Provolo, presuntamente para que no puedan comunicarse con el afuera. “Tenemos un muy buen equipo de intérpretes trabajando en esto. Se han utilizado dos herramientas, una es la interpretación y otra es la declaración de los papás sobre los cambios de conducta en estos niños”, aclaró el defensor del pueblo de las personas discapacitadas, a cargo de la defensa de los abusados.

Padres ayer en el Provolo Mendoza

"Esto empezó con el testimonio de una sola persona, que sirvió de disparador"

Además, no descartó que los testimonios y el número de víctimas aumente a medida más personas se animen a declarar. “Esto empezó con una persona que quiso contar lo que le pasó, ahora se está viendo qué pasa con el Instituto de La Plata y Salta. Eso sirvió de disparador. Hasta ayer a la tarde, se hablaba de 60 personas que contaron abusos. Uno va viendo que hay cada vez más testigos y víctimas”.

“Queremos investigar al fondo y que no haya ningún amparo institucional. Esperamos que los culpables de esto vayan presos para siempre”, sentenció Gonzalez.

Por su parte, Sergio Cavallieri, abogado italiano de las víctimas del Provolo de Verona, dijo a La Red Mendoza, “sabemos que Nicola Corradi había sido transferido en el 97 a La Plata. Fueron enviados dos sacerdotes y un laico, uno de ellos era el padre Nicola”.

Además contó: “En Washington se presentó una denuncia en la que se pagó el silencio de las víctimas”.

Cavallieri además expresó: “La Diócesis de Verona, el Vaticano y el Provolo, negaron siempre estos abusos y dijeron que las víctimas buscaban un beneficio económico”.

Y reveló que “uno de los obispos acusados estaba en un proceso de beatificación, el cual fue suspendido”.

Si bien Cavallieri aseguró que “no sabemos el número exacto de víctimas en Italia, el número de denuncias de abuso asciende a 67”.