Vidal: "Antes las fuerzas se autogobernaban, eso se terminó" - Mendoza Post
Por: Mendoza PostMartes 25 Oct 2016Martes, 25/10/16 atrás

Esta mañana la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, oficializó el plan para “purgar” el servicio penitenciario. Anunció que se crearán dos estructuras paralelas: “Una encargada del desempeño de los penitenciarios, que estará a cargo de un subsecretario, y otra de control de gestión y auditoría, para que los 12 complejos y 55 unidades estén controladas para las necesidades de los internos y las personas que allí trabajan”.

Además del remplazo de Jefe, los cinco directores y los cinco subdirectores del Servicio Penitenciario Bonaerense, se decidió pasar a retiro a 132 agentes.

Vidal, explicó que “este cambio es uno de los ejes de nuestra política de seguridad. Sabemos qué es lo que más le preocupa a la gente. Esto no se resuelve con parches e improvisaciones. Requiere de trabajo”.

Una reforma histórica

“Todos sabemos, desde hace años, que el Servicio Penitenciario Bonaerense funciona mal. Durante 30 años nadie quiso reformar. Hasta diciembre se autogobernaban, pero esto se terminó”, aseguró la gobernadora.

En tanto, el ministro de Justicia bonaerense, Gustavo Ferrari, señaló que “se trata de la más profunda reforma del SPB de la historia”, y explicó que los cambios se basan en dos ejes: “El cambio de toda la estructura del SPB, que se manifiesta a través del envío a la Legislatura de un nuevo estatuto del Servicio, y que está vigente desde 1980. Reemplaza una ley de la dictadura para democratizar el estatuto. También plantea la conformación de concursos, y la posibilidad de que se incorpore una mirada de los Derechos Humanos para establecer protocolos”.

"El 43% de las personas que salen de la cárcel, vuelven a ingresar. Esto merece una solución", señaló Ferrari. La idea es actualizar el sistema educativo carcelario y realizar acciones en conjunto con los ministerios de Trabajo y Desarrollo, para que los presos puedan cumplir funciones útiles en prisión y tengan un empleo cuando recuperen su libertad. 

Ferrari con el interventor del Servicio, Juan Baric