Teo, el que abandona en los clásicos - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMartes 3 Feb 2015Martes, 03/02/15 atrás

Teófilo Gutiérrez es, definitivamente, un jugador fuera de serie. Polémico, rechazado, odiado y a la vez amado. Todo eso genera el delantero colombiano que el sábado, en el superclásico disputado en Mendoza, volvió a dar que hablar luego de que fuera expulsado de manera infantil por una desubicada patada ante Fernando Gago.

Teo sigue sumando antecedentes a su carrera turbulenta que encontró un pequeño bálsamo obligado  en River Plate. Actitudes despreciables dentro de la cancha (escupe, pellizca, insulta a los rivales), acciones más relacionadas a la delincuencia que a la práctica del deporte (amenazó a un compañero en el vestuario de Racing con un arma de fuego) y expulsiones en clásicos con varias camisetas alimentan la leyenda feroz de este depredador del área.

PlayFutbol elaboró un informe donde rememoró las otras dos expulsiones del artillero colombiano en enfrentamientos entre dos equipos con amplia rivalidad. En el Apertura 2011, Racing enfrentó a Boca en la Bombonera. Gutiérrez cayó en el área y reclamó penal, pero Néstor Pitana no consideró lo mismo. Ante ésto, el colombiano se abalanzó sobre el juez y lo empujó, ganándose la segunda amarilla. Cuando se retiraba de la cancha le hizo gestos provocativos a los hinchas del Xeneize:

En el 2012, también con la camiseta de la Academia, abandonó en un clásico contra Independiente. Racing perdía 2 a 1 en el Libertadores de América y por irse de boca frente al árbitro Sergio Pezzotta, Teo Gutiérrez vio la roja directa. Finalmente su equipo perdió 4 a 1 y ese partido marcó su salida del conjunto albiceleste puesto que en el vestuario, el arquero Sebastián Saja le recriminó su actitud y el colombiano respondió sacando un arma de su bolso y amenazándolo. La expulsión es en el minuto 3:40.

La última, e igual de vergonzoza, fue el sábado pasado contra Boca en el Malvinas Argentina. River perdía 3 a 0 y ya jugaba con dos menos por las expulsiones de Mayada y Carlos Sánchez. Allí Teo perdió los estribos y volvió a mostrar la hilacha: fuera de contexto agredió a Gago y Diego Abal no tuvo otra alternativa que enseñarle la tarjeta roja. Finalmente, el Millonario fue humillado y derrotado 5 a 0.