Qué hacer si ves a un chico pidiendo en la calle - Mendoza Post
Qué hacer si ves a un chico pidiendo en la calle

Existe una solución inmediata y está a tu alcance.

Qué hacer si ves a un chico pidiendo en la calle

Viernes 8 Ene 2016
porAna Paula Negri
Periodista

Ver a un chico pidiendo en la calle resulta chocante para cualquiera, muchas veces nos debatimos entre ayudarlo con dinero o quedarnos con una reflexión interna sobre qué debería estar haciendo ese chico.

En Mendoza existe una respuesta efectiva para resolver este problema: el Plan Estratégico de Acción para Niños, Niñas y Adolescentes en Situación de Calle. Este programa cuenta con profesionales especializados que acudirán al lugar donde está el chico para tratar de darle alguna solución, como Ricardo Navas, que le explicó al Post cómo podés ayudar.

Podés llamar al 102 y hacer tu denuncia.

"Para acceder a estas personas solamente es preciso que llames al 102, la línea de los niños, que genera automáticamente una alerta a las personas que trabajan en el Plan para que asistan al lugar", declaró Navas.

Y continuó: "Una vez allí, los operadores le explicarán al niño cuáles son sus derechos vulnerados cuando mendiga o trabaja en la calle. Si estuviera acompañado de un mayor le explican a esa persona sobre los riesgos que corre el menor por permanecer en la calle."

Para que sea asistido, el niño tiene que ser menor de 16 años porque los mayores pueden trabajar legalmente. Si el chico está solo, se le ofrece el traslado a su domicilio para hablar con el padre o tutor y dejar asentada la situación en una base de datos a través de una entrevista.

Pueden estar vendiendo productos diversos, pidiendo o trabajando como trapitos o limpiavidrios.


Todos los chicos encontrados en situación de calle, ya sea solos o acompañados, serán derivados a las instituciones que puedan ayudarlos. El Órgano Administrativo Local también participa en el abordaje se estos chicos.

Los llamados se reciben todos los días las 24 horas y los efectores están disponibles desde las 8.30 hasta las 3 de la madrugada. 

Este trabajo está amparado en la Ley nacional 26.061 de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes.