Consejos para adelgazar después de los 50 años - Mendoza Post
Domingo 25 Abr 2021
porRosana Conte Ceschi
Periodista

Ganar peso es cada vez más fácil conforme pasan los años, mientras que perderlos se vuelve más complicado. 

Por lo que no solo hay que sumar hábitos alimentarios que han sido olvidados durante años, sino que ademas hay que combatir el proceso de envejecimiento natural. 

Sin embargo, es posible  adelgazar aunque para eso haya que luchar contra la natural ralentización del metabolismo.

Sin duda, la fórmula más eficaz para adelgazar es moviéndose más, ya que es la forma de quemar calorías. Con el paso de los años nos volvemos más cómodos y ese sedentarismo se convierte en un mayor riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares, pero también de aumenta contra nuestro peso. 

Moverse cada 30 minutos es un buen truco para adelgazar, es lo mismo si estamos en el trabajo o en el sofá, ya que eso ayudará a mejorar nuestra salud.

Hemos dicho ya que moverse es fundamental, sumamos a esto otro tipo de deporte  que va a resultar útil si se quiere adelgazar, y es el levantamiento de pesas. No fundamentalmente levantar mucho peso, sino que hacerlo a menudo y bien es lo efectivo, ya que de esta forma se evita la perdida de masa muscular que se produce con el paso de los años, además, al fortalecer los huesos, se previenen lesiones futuras.

El tema: Adelgazar a los 50

Alimentación y deporte van unidos cuando se trata de perder peso, por eso, nutricionistas y médicos siempre apuestan por recomendar comer con moderación, sobre todo frutas y verduras como alimentos ricos en proteínas

La proteína es fundamental para quemar grasa y conservar la musculatura y las verduras y frutas deben ser la base de una alimentación equilibrada y sana ya que son alimentos con bajas cantidades de calorías y al mismo tiempo, muy beneficiosos para el organismo.

Decirle no a las bebidas azucaradas, no solo aportan una gran cantidad de calorías, sino que pueden provocar diabetes, enfermedades cardiovasculares o problemas de hígado, por lo que lo mejor es sustituirlas por bebidas naturales como el te verde que tiene muchas propiedades naturales o simplemente agua.

Los snacks calóricos son otro de los alimentos que no puede haber en ningún plan de adelgazamiento, por eso, cuando se realicen las compras es importante dejar atrás las papas fritas y cosas similares ,y en su lugar elegir diferentes frutas, frutos secos para poder comer entre horas cuando tenemos un antojo, así la ingesta de calorías será mucho menor.

Ver también: "La relación entre el ejercicio y el estado de ánimo"

Los cereales integrales son otro alimentos que deben estar presente, porque no solo aportan  los nutrientes que los cereales refinados y blancos no tienen, sino que por su gran cantidad de fibra son ideales para perder peso. Estos ayudan a quemar más grasas y a sentirse más satisfecho, así el cerebro da la orden de ingerir menos  alimentos y, por lo tanto, ayuda a mantener el peso.

El tema no es solo comer

No saltarse las comidas es otra recomendación, que a su vez los expertos de Medical News Today avalan, aunque en principio pudiera parecer la forma ideal de reducir el número de calorías, lo cierto es que puede ser perjudicial para quien busca adelgazar, de hecho, varios estudios revelan que existe una asociación entre la obesidad y saltarse el desayuno, por lo que es una práctica totalmente desaconsejada.

Reducir el estrés es fundamental. En muchos estudios se ha establecido la relación entre la ganancia de peso y los altos niveles de estrés por una alta ingesta de alimentos, sobre todo por ser generalmente, poco saludables.

El estrés activa la hormona cortisol, algo que se debe tener muy en cuenta, lo que que está relacionado con la grasa que se encuentra en la cara y en la zona del abdomen.

Estos últimos consejos para adelgazar, tampoco tienen que ver directamente con la comida. El primero de estos es tratar de perder peso con un familiar, amigo, conocido. De esa forma pueden ayudarse y motivarse en los momentos más difíciles.

El ultimo de los consejos es tener objetivos razonables, porque de nada sirve encarar dietas milagrosas para volver a ganar el peso perdido al poco tiempo. 

Es importante adoptar hábitos saludables en nuestra vida cotidiana para comenzar a comer de manera equilibrada, ademas los médicos recomiendan siempre perder entre 0,5 y 1 kilos semanalmente, ya que reducir peso con más rapidez, sería contraproducente.

*Ante cualquier duda consultar con un profesional de la salud.