Hablemos de hipertensión arterial - Mendoza Post
Domingo 7 Feb 2021
porGimena Sabbatini
Médica Cardiologa y Ecocardiografista MP - 1060

Comenzaremos aclarando el concepto. ¿Qué es la hipertensión arterial? La respuesta es sencilla, se presenta cuando la presión arterial está por encima del valor considerado normal, o sea mayor de 140 y/o 90 mmHg en la consulta o más de 135 y/o 85 mmHg por ambulatorio. 

Cabe destacar que los valores no son los mismos para todas las edades, ya que hay que tener en cuenta que las personas mayores de 65-70 años presentan presiones más altas y esto se debe a la rigidez de sus arterias. 

Medición de la presión arterial

Por lo tanto se acepta que los mencionados rangos etarios presenten niveles de presión arterial más altos y ser considerado normales, ya que a medida que envejecemos la presión de todas nuestras arterias aumenta, por la razón antes mencionada.

Hablamos de" más de 140 y/o 90 mmHg", ¿Y esto qué significa? ¿Porque dos valores de presión? ¿Por qué las arterias tienen una presión cuando el corazón se contrae y expulsa la sangre al resto del cuerpo y otra presión cuando el corazón se relaja y llena sus cavidades?. 

La primera se llama presión sistólica o máxima y la segunda se llama presión diastólica o mínima, La presión sistólica se mide cuando los ventrículos del corazón se contraen. La presión diastólica se mide cuando el los ventrículos del corazón se relajan.

Fuente: Cuadros comparativos.com

La hipertensión arterial esencial es una enfermedad muy común,  se presenta cada vez  mas a tempranas edades (45 años en el hombre y 50 años en la mujer). 

Muchas personas son hipertensas y no lo saben. Esto tiene consecuencias, porque afecta en forma silencios nuestros órganos y muchas veces llegamos tarde.

A veces puede presentarse con dolor de cabeza (habitualmente en la zona occipital), mareos, palpitaciones o falta de aire. Otras veces puede cursar en forma asintomática

La patología que más se ha relacionado con hipertensión es el accidente cerebro vascular (ACV) isquémico. Por otra parte la mayoría de las enfermedades cardiológicas y metabólicas  como el colesterol alto(dislipidemia- diabestes) van de la mano y son factor de riesgo para cardiopatía isquémica (infarto de miocardio), por esta razón es muy importante que las personas a partir de los 45 años de edad concurran al cardiólogo para un chequeo. 

Cabe destacar el hecho de que no siempre es necesario presentar síntomas para acudir al cardiólogo. Existen muchos estudios y evidencia de que todos estos factores de riesgo conducen al infarto de miocardio y ACV, como las patologías más importantes.

Cuando una persona es hipertensa, independientemente del grado de hipertensión, siempre hay factores de riesgo modificables a los que tenemos que apuntar, estos mismos ayudan a bajar algunos mmHg de la presión (3-5 mmHg o más) y es mucho mejor que agregar más fármacos.

Estos son los factores de riesgo modificables:

1- Sedentarismo

2- Obesidad

3- Tabaquismo

4- Estrés

En la hipertensión arterial esencial, los factores que la desencadenan tienen dos origenes, en uno, una parte es genética y en el otro está relacionado con los factores de riesgo. Lo importante a saber de esto es que el factor de origen genético no no se puede modificar, por el contrario, el otro sí.

Así es que mi consejo es: ¡manos a la obra! Disminuyamos factores de riesgo modificables, acudamos a la consulta cardiológica (sobre todo personas mayores) y seamos felices para prevenir la enfermedad cardiaca y cerebral principalmente.

* Dra. Gimena Sabbatini contacto: cel 2615349197

*Idea y producción general: Rosana Conte Ceschi