Se divorció por Zoom y fue la estrella de las redes sociales - Mendoza Post
Post: Mendoza PostDomingo 14 Jun 2020Domingo, 14/06/20 atrás

La vida en esta situación de contingencia sanitaria causada por la enfermedad COVID-19 ha modificado el día de día de casi todos.

Es por eso que cuando la chilena Valeria Paz Gómez contó a través de un mensaje en Twitter  "¡Me acabo de divorciar por Zoom! Amo la tecnología. Hoy es un gran día", fue tendencia en las redes a los pocos minutos de publicado el mensaje, que alcanzó 231.000 likes y recibió cientos de comentarios en donde la felicitaron por tomar la decisión de separarse durante la pandemia.

 "Siempre vale más un buen divorcio que un mal matrimonio, está en la constitución", "Lo importante es que seas feliz, con o sin marido. ¡Felicidades!", fueron algunos de los mensajes que recibió. 

Valeria, periodista, comentó que ella y su exmarido comenzaron su proceso de separación desde el 2016 cuando empezó el cese de convivencia, que es un requerimiento legal en Chile en el que deben demostrar que viven separados durante un año.

Pasado ese tiempo, en 2017, emprendieron los procesos del divorcio, pero entre acuerdos, trámites legales, abogados y otros temas, pasaron tres años.

Llegó el 2020, para marzo ya habían firmado los acuerdos ante un notario y ya solo necesitaban que el tribunal recibiera los papeles, pero comenzó la pandemia y agendaron la firma de ambas partes hasta junio

"Cuando escuchas junio lo ves muy lejos, pero en realidad pasó volando por todo el tema de la COVID-19", dijo Valeria Paz.

Un día su abogado le informó que la audiencia había sido programada para el 9 de junio, pero que sería por la aplicación de Zoom  para videollamadas en grupo.

 "Me dijo que habían adelantado la audiencia, me lo dijo hace una semana, y que iba a ser por Zoom . Ahí yo quedé para atrás, no entendía nada", contó a Caras.

Valeria Paz describió cómo fue todo el proceso: "Nos pidieron que nos conectáramos 10 minutos antes, nos mandaron el link en un escrito formal vía el Poder Judicial. Todos estaban conectados: la jueza, el actuario, el que hace el registro de la audiencia, él (su ahora exesposo), los abogados y yo".

La periodista mencionó que se sentía muy feliz de haber logrado divorciarse, pero que no podía compartir su felicidad con sus seres queridos por temor a molestarlos con una llamada telefónica, por lo que decidió escribir el ya famosos mensaje en Twitter, que no solo llegó a sus familiares, sino a varias personas de Latinoamérica.