Protocolo improvisado: cómo probarse ropa en comercios de Mendoza - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMiércoles 3 Jun 2020Miércoles, 03/06/20 atrás

El Decreto 613 del gobierno de Mendoza autoriza el funcionamiento de comercios en todo el gran Mendoza pero exige el cumplimiento de un estricto protocolo para evitar la propagación del coronavirus.  Ahora bien, ¿qué pasa si un cliente necesita probarse una prenda? En este caso, el protocolo no especifica el proceder tanto para clientes como para los trabajadores. 

Al respecto, Fernando Ligorria -titular del Centro de Empleados de Comercio (CEC)- aclaró que la mayoría de comercios del rubro zapatería e indumentaria decidieron establecer un "protocolo propio de higiene" que consiste en desinfectar con alcohol la prenda o calzado una vez que haya sido probado por el cliente.

"Tampoco hay percheros con ropa en diversos talles y modelos para que los clientes puedan ver.  Directamente se debe solicitar el talle, se prueba y, si no compra la prenda, el vendedor la desinfecta y deja aislada unas horas antes de que vuelva a estar disponible para otra persona", aclaró Ligorria.

Al ingresar al comercio se le ofrece alcohol en gel al cliente.

Para el caso del calzado, los comerciantes están usando el mismo proceder, aunque "con miedo", ya que a largo plazo puede resultar perjudicial para el estado del cuero que sea rociado con tanto alcohol.

El protocolo del gobierno para el comercio:

- En todos los casos deberá haber una persona en el ingreso que controle el DNI de los clientes, además de la temperatura de los empleados antes de que ingresen a trabajar.

- Todos deben atender con barbijo y disponer de alcohol en gel en el local.

- Se debe reducir el tiempo de permanencia de los clientes dentro de los locales, para lo cual se pide la colaboración de la gente. 

-Como la distancia debe ser de dos metros entre personas, se deberán evitar las aglomeraciones y esperar a ser atendidos en la vereda.

Ya no se pueden "ojear" las prendas.

- Los mostradores para cobro o venta deberán contar con barrera de protección física que separe al trabajador del cliente. 

- Puede ser un vidrio o un nailon tipo cristal, siempre manteniendo las distancias.

- El mostrador o los mostradores se deben limpiar con lavandina diluida en agua cada una hora.

- Si es posible, tener un número de teléfono a disposición de los clientes para realizar delivery, ya que para muchas personas mayores desplazarse es un riesgo.

- Pagar con medios electrónicos y, en lo posible, no usar billetes físicos.

Se recomienda el uso de pago electrónico.

- Los empleados deberán desplazarse preferentemente en su vehículo particular. 

- Si viajan en transporte público tienen que procurar guardar distancia y antes de ingresar al trabajo lavarse las manos y desinfectar con alcohol en gel o diluido en agua.

- No puede haber folletos, fichas, revistas, ni elementos de papel.

- El local debe garantizar un lugar donde los empleados puedan lavarse las manos con frecuencia con agua y jabón.

-Los locales deben estar ventilados, evitando en todo momento el hacinamiento.

Zapatos y zapatillas son desinfectados luego de su uso.

- Como se trabajará horario corrido, el área destinada a almorzar deberá tener turnos rotativos. 

- No se deben compartir vasos, utensilio de cocina, mate, tazas y cubiertos.

- Si en el lugar de trabajo se presentan síntomas como fiebre, dolor de garganta, tos seca y/o dificultad para respirar, o diarrea el personal está obligado a informarlo a sus empleadores, quienes seguirán con el protocolo correspondiente ante esa situación.

-Si el empleado se encuentra en su domicilio presentando alguna de estas sintomatologías, debe consultar inmediatamente a su médico de cabecera o al que la empresa lo determine. No asistir al lugar de trabajo con síntomas.