La empresa familiar mendocina que capitalizó cambios en plena crisis - Mendoza Post
Miércoles 3 Jun 2020Miércoles, 03/06/20 atrás
porInfoMendoza

El caso de Luján Agrícola es uno de los pocos que se contabilizan entre los que pudieron sortear los efectos negativos de la pandemia por coronavirus. Es que el aislamiento, derivado en un encierro en las casas, llevó a que muchos pudieran dedicarle tiempo a prácticas que siempre quedaban relegadas por uno u otro motivo, como la jardinería. Claro que, para poder capitalizar un crecimiento coyuntural hubo un trabajo de años en innovación, en proyectar nuevas estrategias de comercialización, en pensar formas de negocios con visión a mediano y largo plazo.

Aunque en cuestión de negocios hay muchos ejemplos "milagrosos", en los que las modas, las situaciones especiales, o llenar nichos vacíos significan un salto exponencial; la realidad es que la mayoría de los emprendedores saben más de trabajo constante, inversiones y proyecciones, que de suerte. Por eso traemos el ejemplo de esta empresa familiar mendocina que pudo experimentar un crecimiento en tiempos de cuarentena, gracias a que el trabajo previo de la familia Merlo fue más allá y entendió que el desarrollo de software y estar presentes en el e-commerce era una inversión y no un gasto.

Luján agrícola

"Al principio de la cuarentena pensábamos que iba a ser un caos, y si bien nos afectó lo pudimos sobrellevar bastante bien", explicó Daniel Merlo, uno de los propietarios, a InfoMendoza. "Cuando nos habilitaron a abrir pensábamos que íbamos a tener una facturación baja, pero tuvimos un buen movimiento, bastante parecido a lo normal", agregó Daniel.

Cambio de hábitos en pandemia: la jardinería como cable a tierra
Además de elaborar pan casero, hacer clases de gimnasia con guías de YouTube, etc., mucha gente se volcó a la jardinería para pasar los días de encierro. Eso explica el crecimiento en la demanda de productos para jardinería doméstica que registró Luján Agrícola.

Detrás de toda crisis, una oportunidad

Seguí leyendo acá