Melisa, Reina de Junín: "Soy muy segura de mí misma" - Mendoza Post
Melisa, Reina de Junín: "Soy muy segura de mí misma"

Ronda Vendimial 2020.

Melisa, Reina de Junín: "Soy muy segura de mí misma"

Viernes 28 Feb 2020
porAndrea Bono
Sociales

 Melisa Estefanía Simón representó a Algarrobo Grande en la fiesta "Hermano de vides y sueños". La carismática rubia del norte mendocino obtuvo 22 votos por parte de su pueblo y se convirtió así en la soberana más joven de esta Ronda Vendimial 2020. ¡Vamos a conocerla!

¿Quién es Melisa Simón?

Soy una persona muy segura de sí misma, de lo que dice, de lo que piensa. Obviamente cometo errores pero siempre que me equivoco trato de sacar lo mejor de eso y aprender. Soy muy decidida.

¿Qué te gusta hacer?

Me gusta mucho realizar actividad física, estar con mis amigos, con mi familia. Siempre que tengo un tiempito trato de hacer eso que me relaja, que me ayuda a despejarme.

¿Estudiás? ¿Trabajás?

Egresé del secundario en el 2019 y ahora empiezo a cursar la segunda parte del ingreso al Profesorado en Matemática.

¿Realizás alguna otra actividad?

Mi rutina antes de Vendimia era ir al gimnasio en las mañanas y en la tarde cursaba y estudiaba. Salía de la escuela un rato antes y de ahí me iba al pre. Por ahí se me hacía muy tedioso y llegaba a mi casa muy cansada, sin ganas de hablar. Me tuve que ir acostumbrando a eso, por eso es que no me ha costado mucho esto de los horarios con Vendimia, porque estaba acostumbrada a tener una rutina dentro de todo agitada.

¿Por qué elegiste este año para presentarte como reina?

Al principio, cuando me lo ofrecieron, dije que no porque estaba muy ajustada terminando el secundario y con el ingreso a la facultad. Pero después, cuando me empezaron a contar un poco más de qué se trataba, las actividades que había, me gustó tomarlo más como una experiencia, como aprendizaje. Antes de la fiesta departamental nosotras tuvimos una convivencia con toda la corte y aprendimos mucho sobre el departamento, que por ahí desde otro lugar no lo hacés. Ahora que salí reina departamental, creo que es algo que hace que te formes más como persona, crecés mucho de un año a otro y se nota.

¿Cuáles son tus objetivos como reina departamental?

Todavía no he tomado ninguna postura con respecto a un proyecto en sí. Sí me gustaría mucho relacionarme con el área social del departamento. Y como voy a estudiar Profesorado en Matemática también quiero aportar un poco desde mi lugar a la educación, que creo que es fundamental. En general, me gustaría poder aportar algo de mí en todo lo que fuera necesario.

¿Sos una apasionada de los números?

Me apasiona mucho todo lo relacionado a los cálculos, las incógnitas, el despejar y poder llegar a un resultado por distintos caminos. La matemática es una materia que me gustó siempre, y creo que también va mucho en el profesor y en su forma de dar las clases. Hay algunos profesores que te hacen querer la materia y otros que te hacen odiarla.

Si fueras elegida Reina Nacional, ¿qué te gustaría hacer?

Básicamente lo que tengo para el departamento. El estar, escuchar a la gente, poder ayudarla desde mi lugar. Ser el puente entre las personas que no tienen o no se dan el lugar para poder expresar sus inquietudes y sus problemas. Apuntar al área social y a todas las que sea necesario.

Por primera vez en Vendimia, un distrito de la Ciudad de Mendoza no presentó candidatas para la elección de su fiesta. ¿Qué opinás al respecto?

Creo que por ahí tendríamos que saber diferenciar las cosas. Vendimia es algo tradicional, es parte de la cultura de la provincia. Estaría bueno ir mejorando ciertas cosas o ir aprendiendo de los errores que se hayan cometido, pero Vendimia es festejar lo que es la cosecha, la vitivinicultura y el trabajo del hombre de todo un año, es el festejo a eso. Está bueno darle lugar a las movilizaciones porque la Vendimia es algo que trae mucha gente y mucho turismo y la gente utiliza eso para hacerse escuchar. Pero siempre debe hacerse con respeto y teniendo en cuenta el trabajo que todo esto conlleva. Hay que saber diferenciar las cosas.

¿Creés que es posible una Vendimia sin reinas?

No sé, creo que estamos acostumbrados a ver Vendimia y ver a las reinas departamentales, la elección de la Reina Nacional. Sería raro para un mendocino ver Vendimia sin Reinas. No sé cómo sería, pero creo que cambiaría un poco esto que es tradicionalmente la Fiesta de la Vendimia.

¿Y qué pensás de la modificación del reglamento que permite presentarse como candidata a cualquier persona cuyo documento acredite identidad femenina, como es el caso de la virreina actual de Santa Rosa?

La verdad es que a mí particularmente no me molesta. En una nota me preguntaron qué opinaba sobre ese tipo de personas, y yo creo que son todas personas normales, comunes y corrientes e iguales a cualquiera de nosotros. Todos tienen la posibilidad de mostrarse al mundo como son, como piensan. Soy una persona que si tengo un pensamiento distinto al tuyo lo voy a a hacer saber, lo voy a hacer escuchar siempre con respeto. A mí particularmente no me molesta ni lo veo como algo distinto, o como una persona rara.

¿Cómo creés que vos podrías ayudar a promocionar Mendoza en mundo desde tu lugar de reina?

Hoy en día, gracias a las redes sociales y los medios se puede promocionar desde ese lugar. Pero creo que invitando a la gente, promocionando desde las imágenes, desde la forma de contar. Para eso obviamente uno tiene que tener una experiencia viviendo todo esto para contarlo con más seguridad y conocimientos.

¿Qué es lo que más te gusta de tu departamento?

De mi departamento en sí me gusta todo. Admiro mucho el crecimiento que ha tenido año a año, que es muy notable. Mucha gente te encuentra por la calle y te dice "vos representás a Junín, qué lindo departamento, es muy tranquilo y tiene gente muy cálida". Y es así, desde chica y hasta el día de hoy siempre se ha mantenido el buenos días con una sonrisa, capaz que no te conocen pero te ofrecen ayuda si ven que necesitás algo. La gente es muy atenta en ese sentido, aunque obviamente están las diferencias que existen en todos los departamentos. Pero siempre es más notable la felicidad, la alegría, el compañerismo y la calidez de la gente.

Si tuvieras que llevarme a conocer un lugar de Junín, ¿a dónde me llevarías?

Hoy en día contamos con el globo aerostático que te hace conocer gran parte del departamento desde otro punto de vista. Te invitaría a hacer un paseo en globo.

¿Qué lugar creés que ocupan en tu vida tu mamá y tu abuela?

Mi mamá y mi abuela ocupan un papel fundamental. Son personas que siempre luchan. De mi mamá un poco heredé esto de ser una persona que va al frente con lo que piensa, creo que cada cosa que digo tiene un argumento por detrás. Yo soy muy de que si cometí un error, trato de sacar lo mejor de eso, no quedarme estancada y tratar de mejorarlo para la próxima vez. De ellas dos heredé la resiliencia, el caerse y volverse a levantar y seguir adelante sin bajar los brazos.

Nos contabas que también heredaste de ella el amor por la educación...

Mi mamá es maestra, entonces yo crecí en ese ámbito de la educación. Fui muchos años a la misma escuela donde ella trabajaba, entonces el salir un rato antes que ella e ir a donde ella estaba dando clases, ver cómo lo hacía con tanto amor, con tanta pasión por su trabajo, creo que fue algo que me transmitió a mí desde muy pequeña.

¿Y de tu papá has heredado algo?

Por ahí tenemos caracteres o formas de pensar muy distintas, pero tratamos de entendernos. Yo respeto mucho a las personas que piensan distinto a mí, me gusta mucho escucharlos, escuchar sus argumentos y sus formas de pensar. Porque también vas aprendiendo de eso, entonces por ahí de mi papá aprendo mucho del debate, de su forma de pensar y de decir las cosas.

¿En qué ámbitos de la vida sentís que la mujer se ha empoderado en la actualidad?

La mujer hoy está tomando un papel increíble, fundamental, que es el que debería haber tenido siempre. Antes por ahí se la llevaba a un lugar por debajo de todo, no se le daba la importancia que ha tomado hoy gracias a tantas movilizaciones. Creo que nos falta un poco más. Las mujeres somos muy criticonas, muy de hablar de la otra mujer, porque es raro que una mujer critique a un hombre a menos que sea en ciertos casos puntuales. Deberíamos dejar un poco de lado eso y empezar a unirnos más, a ayudarnos entre nosotras y no ver lo malo de la otra sino tratar de sacarle algo bueno.

¿Y vos? ¿Te sentís empoderada?

Como reina me han dado la posibilidad de tener un lugar de voz. Mi banda es de color violeta en representación de la mujer y su lucha contra la violencia de género, entonces hoy en día estoy ocupando un lugar muy importante. He recibido muchos mensajes de cariño y de aliento y es muy bueno saber que estás ayudando en algo muy importante como vocera, ya que hay muchas mujeres que no tienen esa posibilidad.

¿Y en alguna otra cosa sentís que ser reina te ha dado algún tipo de poder?

No, yo creo que la reina tiene el mismo lugar que cualquier otra persona en el departamento, la provincia o el distrito. Pero sí creo que tenemos que ocupar el lugar que tenemos en los medios para hacer escuchar a esas personas que no tienen esa llegada. Pero no sos más ni menos que ninguna otra mujer y ninguna otra persona. Seguís siendo la misma persona, sólo que tenés la posibilidad de llevar los atributos del departamento o de la provincia.

¿Alguna vez has podido asistir a la Fiesta Nacional de la Vendimia?

No, nunca, por eso estoy muy feliz de que la primera vez sea desde arriba del escenario. Quiero llevarme una experiencia, que es lo que vengo teniendo desde que me coronaron. He aprendido mucho, siento que he crecido mucho como persona. Me queda todo el año por compartir con mi departamento, es una experiencia increíble.

¿Le agregarías o cambiarías algo a la Fiesta Nacional de la Vendimia?

Creo que no hay que perder lo que realmente es Vendimia, la importancia que tiene en cada uno de los mendocinos.

Fotos: Florencia Chavero - @florchavero_fotografia

Lugar: Hotel Esplendor de Mendoza