Así viven en El Carrizal de Abajo cada vez que llueve - Mendoza Post
Martes 26 Nov 2019Martes, 26/11/19 atrás
porAndrés Pujol
Periodista

Las tormentas de los últimos días afectaron sensiblemente a las zonas rurales de la provincia. El Carrizal de Abajo, en Luján de Cuyo, es un claro ejemplo. 

Sus vías de ingreso y egreso quedan interrumpidas cada vez que el fenómeno climático ocurre. Vialidad Provincial trabaja en la zona y espera poder "normalizar" la situación para este martes.

"No se puede ingresar vehículos, ni ambulancias, ni bomberos, ni nada. Hace falta un camino nuevo", reclaman los pobladores. También aseguran que hace años insisten con el reclamo pero que de momento "nadie trajo una solución".

Ver: El pueblo mendocino que está casi "desconectado"

Vialidad Provincial ya se encuentra trabajando en la zona más comprometida por las intensas lluvias y el granizo. Se trata de las calles "Km 48" y "Km 49", "que podría estar normalizado el martes si no vuelve a haber una tormenta similar", señaló Oscar Sandes, administrador del organismo.  

El funcionario reconoció la complicada realidad que viven cada vez que esto ocurre: "Lamentablemente es algo que pasa en todas las zonas rurales de Mendoza . Es imposible asfaltar todas las rutas de la provincia, por eso se trabaja de la forma más ágil posible", indicó.  

Los niños quedan prácticamente incomunicados.

"Por suerte acá podemos dar una respuesta rápida por la cercanía. En otros lugares más alejados, como es el caso de Pata Mora (Malargüe), cuesta mucho más llegar y es mucho más difícil el acceso", comparó el administrador sobre lo que ocurre en otras partes de la provincia que se encuentran más alejadas del Gran Mendoza.  

Reclaman un camino nuevo.

Como solución a esta complejidad, Sandes destacó que "desde la nueva gestión vamos a federalizar Vialidad Provincial para intentar llegar a cada rincón de la provincia. Hemos llegado a más 8.000 kilómetros, nos queda un arduo trabajo todavía y confiamos en que vamos a cumplirlo".