Malcorra salió a contradecir al Gobierno: "Lo de Bolivia fue golpe de Estado" - Mendoza Post
Por: Mendoza PostMartes 12 Nov 2019Martes, 12/11/19 atrás

Susana Malcorra, canciller de Mauricio Macri entre 2015 y 2017, refutó la afirmación oficial que salió a decir que para Argentina en Bolivia no hubo Golpe de Estado.

"Prima el prejuicio ideológico sobre la defensa del Estado de Derecho", afirmó Malcorra, más cercana a la postura del presidente electo Alberto Fernández que la del Gobierno del que formó parte.

Mientras que Mauricio Macri se relaciona con Jair Bolsonaro y Donald Trump y tiene la misma postura, Fernández denunció un golpe, activó los canales diplomáticos para dar asilo a Evo en México y tendió puentes de las relaciones exteriores para dar contención al presidente saliente de Bolivia.

Malcorra se alineó con Fernández, al igual que los empleados de Cancillería.

"Hay tres elementos objetivos que hay que evaluar. Primero, que se haya interrumpido el mandato de un presidente democráticamente electo. El procedimiento por el que se interrumpió [el mandato] no es el establecido constitucionalmente, es decir, a través del Congreso", explicó

En tanto, la Asociación del Personal de Servicio Exterior (Apsen) que reúne al 90% de los funcionarios de carrera diplomática emitió un comunicado contra Faurie. 

"Seguimos con atención la situación de los funcionarios diplomáticos que están asistiendo a los argentinos en la Embajada y nuestros 6 consulados en Bolivia, a raíz de la violencia y el golpe de Estado que depuso al Presidente Evo Morales, el cual condenamos".

Faurie aseguró que Bolivia está en un "impasse" y afirmó: "No están los elementos para describir esto como un golpe de Estado".

En cambio, Malcorra expresó: "Que esto se diera en un contexto muy complejo donde hay cuestiones que se pueden poner sobre la mesa como motores que llevaron a la expresión de la gente en las calles, no quita que uno adjetivamente tenga que hablar como golpe de Estado y así lo considero".

También los principales referentes de la UCR se diferenciaron del Gobierno y dijeron que fue un "golpe de Estado".

Leé también: "Faurie es un hecho desgraciado en la historia de la diplomacia argentina"

La salida de Morales generó una grieta regional en la región. México, Uruguay, Venezuela y Cuba denunciaron abiertamente la acción de los militares, mientras que el resto de los países hicieron llamados a una transición democrática.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, celebró la actuación de las Fuerzas Armadas y dijo que la renuncia del líder del MAS "preserva la democracia".