Violaron a una menor sorda, tuvo el bebé y se lo robaron - Mendoza Post
Por: Mendoza PostViernes 25 Oct 2019

Una joven de 15 años, sordomuda, denunció que fue violada, quedó embarazada y parió a una beba que luego le robaron para darla en adopción en la Maternidad "Teresita Baigorria" de la capital de San Luis.

Ana Cecilia Lucero, madre de la víctima y abuela de la bebé, denunció el hecho. Ramón Chávez, abogado de la mujer, contó en una entrevista radial con SanLuis24 que a la mujer le hicieron firmar la autorización para que la beba fuera dada en adopción.

La joven parió a la bebé el 27 de mayo de 2017, y no se animaba a exponer el caso "porque estaba bajo amenaza".

Fue violada pero la justicia aun no esclarece ese delito

El letrado contó que la adolescente estuvo internada en dicho nosocomio por al menos dos meses luego del parto.

Según publicó Vía País, en ese lapso le habrían hecho firmar la autorización para dar a su hija en adopción.

Ver también: "Así raptaron y violaron en manda a una joven en Lavalle"

"Es muy grave por la situación de aprovechamiento. No sabe leer ni escribir y ahí en la Maternidad la convencieron y entregaron (a la beba) no sabemos a quién", reveló Chávez.

Lucero, la madre de la adolescente, tiene un leve retraso. Concurrió al estudio del letrado en marzo de este año y allí iniciaron las medidas para que se esclarezca pero recién a principios de septiembre se libró un oficio a la Comisaría del Menor para que iniciaran las averiguaciones.

"Ellas (madre y abuela de la nena) no se acuerdan de haber autorizado darla en adopción", explicó el letrado y detalló que en el mes de junio de 2017, cuando la bebé no tenía ni un mes, "ya existía un expediente de pre-adopción, había quedado en estado de adoptabilidad".

"Llama la atención la velocidad: la niña nace en mayo y en junio ya estaba en estado de adoptabilidad", cuestionó el abogado.

La beba obtuvo "estado de adoptabilidad" en un mes

Chávez hizo hincapié en el estado de vulnerabilidad de las víctimas, no sólo por las discapacidades sino por su situación económica: la adolescente cobra una pensión por discapacidad y la madre trabaja en el Plan Solidario.

En la Justicia puntana existe un expediente por el abuso sexual que sufrió la chica y por el que quedó embarazada.

"La denuncia es del 2017 y todavía no se resolvió. Las causas que llevaron a que la niña quede embarazada fue una investigación que se inició y no se terminó", detalló Chavez y luego concluyó diciendo que aún en completo uso de sus facultades mentales, una madre puede autorizar la adopción de su hijo y luego "arrepentirse" y recuperarlo. Pero en este caso, las denunciantes todavía esperan que la Justicia les diga dónde está la bebé. 

Esta nota habla de: