Ventanilla única: una política inclusiva y accesible - Mendoza Post
Jueves 5 Sep 2019 10 días atrás
porDaniel Di Giuseppe (*)

De nada sirven los derechos si los ciudadanos y ciudadanas no pueden ejercerlos. De nada sirve un Gobierno si éste es inalcanzable, impenetrable, ausente.

Se suele hablar de progresismo. Y por supuesto que éste representa el avance de derechos, pero el verdadero progreso se podrá dar solo a través del acceso real a los mismos. Si no, es ficción, relato.

La inauguración de la Ventanilla Única en la sede central del Gobierno Provincial representa un modelo de gestión moderno, ágil, abierto, cercano a la ciudadanía. Pero más allá de sus obvios beneficios, es de enorme trascendencia este nuevo espacio con respecto a la accesibilidad. La atención al público se desarrolla en interrelación con una sociedad muy diversa y es fundamental el primer contacto para garantizar los plenos derechos ciudadanos.

Estas políticas públicas implementadas por la Subsecretaría de Gestión Pública y Modernización del Estado mediante Ulpiano Suarez y su equipo, son herramientas inigualables para poder dar respuesta concreta a problemáticas de barreras de accesibilidad en un corto plazo, pero con perspectivas a consolidarse de forma permanente.

Aprovechar y maximizar los recursos del Estado para hacerlo más eficiente y eficaz, una de las obsesiones del actual gobierno provincial, encuentra un claro caso en, por ejemplo, los\as intérpretes de lengua de señas.

Sería imposible en un corto plazo que todas las oficinas públicas y hasta privadas pudieran contar con un\a intérprete disponible full time. Y obviamente exigirle a los miles de trabajadores públicos que sepan comunicarse a través de esta lengua con personas sordas o hipoacúsicas sería muy difícil o imposible al corto plazo.

Pero es innegable el derecho de acceder al Estado en igualdad de oportunidades de las personas que viven con esta u otra condición.

A su vez la posibilidad de brindar capacitación especializada en temáticas como por ejemplo discapacidad, identidad de género, adultos mayores, pueblos originarios, etc., a un grupo técnicamente capacitado en atención al público ha sido celebrada internacionalmente en diversos foros y congresos de discriminación e inclusión, debido a que garantiza un Estado más empático y sensible ante situaciones concretas que pueden presentarse, siendo esto fundamental en la primera atención del ciudadano y ciudadana cuando ingresa a la casa de todos\as, la Casa de Gobierno.

Diversas leyes y ordenanzas de accesibilidad se han aprobado en los últimos 15 años en Mendoza pero de nada sirven si no están acompañadas de políticas públicas inteligentes y eficaces que puedan garantizar su cumplimiento.

Y esta es justamente la definición de progresismo que se refleja en estas políticas públicas: un Estado ordenado en sus recursos, materiales y humanos, que pueda dar soluciones efectivas a la población en el acceso a las instituciones.

Celebremos las políticas públicas progresistas y llamémoslas por su nombre, revalorizando las palabras y términos que en su efectiva aplicación, le cambian la vida para mejor a miles de personas.

(*) Daniel Di Giuseppe es delegado del INADI en Mendoza