Dueños de galletas Cuchuflito venden sólo segundas marcas para fomentar Pymes - Mendoza Post
Post: Mendoza PostLunes 5 Ago 2019Lunes, 05/08/19 atrás

 Las declaraciones de la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner sobre las marcas "Pindongas" y "Cuchuflito" puso el debate sobre las segundas marcas. Si bien desde algunos sectores de las Pymes se mostraron molestos por las declaraciones, también el ingenio popular da para todo y apareció la marca de galletas "Cuchuflito".

Martín Bonadeo es el dueño de la empresa "Muy barato" de Santa Fe que registró la marca y contó en Te digo lo que pienso, el programa que conduce Ricardo Montacuto por radio Nihuil, los secretos de su éxito. En este sentido, aseguró que trabajan solo con marcas nacionales y este tipo de marcas prosperan en todo el mundo.

"Somos la única marca del país que no vende primeras marcas porque fomentamos la industria nacional". Aseguró que la gente valora la calidad y no las marcas. 

Las galletas Cuchuflito son de vainilla y de una forma de una moneda. El paquete de 380 gramos sale 30 pesos. El empresario contó que no le compran a las multinacionales porque el diferencial de las grandes cadenas obliga a comprar toda la línea de productos. "Nos sentimos identificados con lo que somos: Pymes del interior".

El empresario contó que creen en la industria del interior y que el Gobierno de Macri no fomentó la industria y se mostró más cercano a las ideas del kirchnerismo. "Alentamos un gobierno que le interesen las pymes y los laburantes, pero no estoy en contra de nada. Aunque cambie el capitán del barco, tenemos que salir igual", señaló.

  El empresario contó que la gente compra cantidades mínimas. En los 13 supermercados que tiene la firma tiene 70 empleados y es una forma de negocios centrada en el costo. "En Inglaterra este tipo de negocios representa el 20%, en Alemania el 12% y no es un formato de época mala. La gente prueba el producto y elige: ellos tienen el poder", señaló.   

Durante la presentación de su libro Sinceramente en Mar del Plata, Kirchner había cuestionado que en las góndolas ahora hay muchos productos marca "pindonga" o "cuchuflito", en referencia a productos tales como aquellos que se venden como leche pero en verdad son "alimento lácteo a base de leche", y que por lo tanto resultan mucho más baratos que los de primera marca. Luego, tuvo que aclarar que con esto se refería a que "las segundas marcas son cuando las grandes marcas deciden bajar los precios y darte algo de menor calidad".