El hombre que robó el queso del Átomo desmintió que estuviera armado - Mendoza Post
Martes 23 Jul 2019Martes, 23/07/19 atrás
porFlorencia Silva
Editora Post

Gustavo vive en una pensión de calle San Luis de Ciudad. El hombre pasó un fin de semana en un calabozo por robar un queso de algo más de doscientos pesos, en un Átomo de calle Lavalle.

La condición para dar la nota es no revelar su nombre completo ni sacarle fotos. Por eso solo lo vamos a consignar como Gustavo.

Tiene 51 años, hace menos de un mes que vive en esa pensión. El hombre tiene problemas de agresividad, por lo tanto, la gente de la pensión pone algunos reparos antes de permitirme hablar con él. 

Sin embargo, a la hora de expresarse, lo hace en forma tranquila, coherente y sin sobresaltos.

Gustavo cuenta que el pasado viernes, cerca de las 19:50 ingresó al Átomo y robó un queso. "Pero no sabía lo que hacía. Yo tomo medicación psiquitátrica y había tomado alcohol porque era el Día del Amigo". El hombre asegura que no recuerda bien el episodio ni los días que estuvo detenido.

El queso que robó el acusado.

Respecto a su situación, contó que cuando sucedió el hecho tenía hambre y negó categóricamente que portara un arma blanca. Este lunes, en una entrevista con el programa Te digo lo que pienso, las autoridades de la sucursal aseguraron que Gustavo estaba armado.

Ver: Desde Átomo aseguran que el anciano que robó un queso estaba armado

Sin embargo, la declaración del hombre se sostiene también con la imputación que pesa sobre él: está acusado de robo simple en grado de tentativa. Si hubiese tenido el arma, la imputación tendría un agravamiento.

Las autoridades de Átomo dijeron a la prensa que el hombre estaba armado.

La charla es breve y no quiere dar más detalles de su vida. Asegura que está desempleado y que su situación es compleja, en parte también por su cuadro psiquiátrico, sobre el que no se explaya, pero insiste en que debe tomar medicación en forma permanente. Dice también que tiene varios oficios y que espera, en algún momento, encontrar un empleo