López Obrador celebra el acuerdo con EEUU pero con una advertencia - Mendoza Post
Post: Agencia TélamDomingo 9 Jun 2019 9 días atrás

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, celebró el acuerdo alcanzado con Estados Unidos para evitar la imposición de aranceles a los productos mexicanos y le tendió la mano a su par estadounidense, Donald Trump, pero le avisó de que "los compromisos se cumplen".

En un tono más conciliador que el de las declaraciones de los últimos días, López Obrador encabezó el sábado la ciudad fronteriza de Tijuana el "Acto de unidad en defensa de la dignidad de México y en favor de la amistad con el pueblo de Estados Unidos".

"No levanto un puño cerrado, sino una mano abierta y franca. Reiteramos la disposición a la amistad, el diálogo y la colaboración", dijo acompañado por destacados miembros del Ejecutivo, la totalidad de los 32 gobernadores del país y representantes del Congreso mexicano.

Trump mira con atención

El líder mexicano se refirió así al acuerdo de última hora alcanzado con Washington que le permitió desactivar la aplicación de sanciones económicas agitadas por Trump, y celebró que, en cambio, "se impuso la política sobre la confrontación" producto de que "hubo voluntad para buscar una salida negociada al conflicto".

Pero advirtió de que "los compromisos se cumplen" y, si bien México reforzará su frontera con Guatemala, el gobierno estadounidense deberá respetar los derechos humanos de los emigrantes y apoyar un plan de desarrollo para Centroamérica.

Además, el también líder del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) se mostró firme al rechazar que en un futuro se pueda castigar a México con aranceles.

"Como jefe y representante del Estado mexicano, no puedo permitir a nadie que se atente contra la economía de nuestro país", dijo López Obrador, quien se definió como un "pacifista" seguidor de Mahatma Gandhi, Nelson Mandela y Martin Luther King.

Trump había amenazado en imponer aranceles a todos los productos mexicanos a partir del próximo lunes, al considerar que México no hacía lo suficiente para frenar los flujos migratorios que cruzan territorio mexicano con destino a Estados Unidos.