Un caso de "vaca loca" en Brasil revuelve el mercado mundial de carnes - Mendoza Post
Post: Mendoza PostMiércoles 5 Jun 2019Miércoles, 05/06/19 atrás

Brasil detectó un caso de "vaca loca" en el estado de Mato Grosso y derivó en la suspensión temporaria de las exportaciones de carne bovina, principal proveedor global de este segmento. Esto puso en alerta a las autoridades argentinas relacionadas al sector exportador de carne que, aunque pareciera una oportunidad, por el contrario, luego de llamar a la cautela señaló carencias en la estructura productiva que le impiden ocupar el lugar libre que deja Brasil.

La novedad del caso de la enfermedad bovina llegó también en medio de una creciente demanda de China de todo tipo de proteína animal tras ver disminuido su disponibilidad de carne de cerdo por efecto de la peste porcina africana.

La producción argentina de carne está estancada 

¿Oportunidad para Argentina?

Brasil es el principal proveedor de carne vacuna a China, con 32% del mercado, seguido por Australia (19%) y la Argentina (16,9%, aunque con cortes más baratos que los anteriores. Precisamente China acaba de informar la puesta en vigencia del nuevo certificado que habilita el ingreso de la carne enfriada y con hueso argentina a ese mercado, lo que permitirá incrementar las ventas de esos cortes al gigante asiático.

Ver también: "Mendoza busca atraer turistas chinos"

Mario Ravettino, presidente del consorcio ABC (grandes frigoríficos exportadores), indicó que "uno puede pensar en el corto plazo que la salida de un competidor es una ventaja, si es que se puede aprovechar, pero en realidad un caso así puede perjudicar la demanda total de carne, porque es un tema muy sensible", advirtió. A esa situación se suman, en palabras de Ravettino, los limitantes propios de la Argentina: en caso de un retiro de Brasil más prolongado, el país tiene un stock ganadero estancando en 55 millones de cabezas, que acota su poder de producción. Y si hubiera posibilidad de incrementar la producción de carne, la industria frigorífica también carece de una mayor capacidad de enfriamiento y congelamiento, lo cual puede obtenerse a mediano plazo y con nuevas inversiones.

"Con China calculamos que el comercio seguirá como hasta ahora. Representa el 65% del volumen total exportado, es un gran mercado a cuidar", sostuvo Mario Ravettino, en diálogo con El Cronista.

Ver también: "Los chinos fascinados con el Malbec de Mendoza"

En ese sentido, remarcó la importancia del nuevo certificado para la carne argentina que aprobó China, al destacar que Argentina es el primer país al que Beijing le permite el "prelisting". Esto significa que será el Senasa el que habilitará de manera directa a las plantas frigoríficas que podrán exportar carne a China. "Se trata un gran paso, y a la vez una gran responsabilidad, porque requiere que todos los detalles se cumplan al máximo para cumplir con las más estrictas normas sanitarias", planteó el empresario.