Sansa Stark: de niña mimada a Lady de Winterfell - La Trenza - Mendoza Post
Sábado 20 Abr 2019Sábado, 20/04/19 atrás
porAna Paula Negri
Periodista

Sansa Stark es uno de los personajes que más odio y amor genera dentro de Game Of Thrones pero lo cierto es que también es uno de los que mayor evolución ha tenido a lo largo de la historia.

Empezó la primera temporada siendo una preadolescente soñando con ser la esposa del príncipe Jofrey Baratheon, terminó casada con su tío, Tyrion Lannister por conveniencia y escapó con Littlefinger que la dejó a merced de uno de los personajes más truculentos, Ramsay Bolton quien la violó y la torturó sin piedad.

Después de que su supuesto gran amor, el reciente coronado rey Joffrey, matara sin piedad a su padre, Ned Stark, la estancia en la capital pasó a ser una tortura. Por un momento su ingenuidad volvió a ser realidad cuando los rumores de una boda con Loras Tyrell fueron más fuertes pero pronto esa esperanza desapareció.

La boda de Sansa Stark con Tyrion Lannister.

Su vestimenta acompaña estas etapas de su vida ya que en un principio ella incluso le confiesa a la reina Cersei durante su visita en Winterfell que es ella misma quien confecciona sus vestidos.

Sansa frente a Cersei en su visita a Winterfell.

A medida que la historia avanzó, Sansa se mostró más segura de sí misma y dejó los simples vestidos para demostrar su madurez en la Capital.

Debió escapar de King's Landing de la mano de Littlefinger quien la dejó a merced de Ramsay Bolton. Las repetidas situaciones de violencia que vivió junto a él la hicieron más fuerte y con la ayuda de Brienne de Tharth volvió a su hermano Jon Snow que estaba en el muro para recuperar el Norte.

Vencieron a Bolton en la aclamada Batalla de los Bastardos donde su hermano Rickon fue asesinado por Ramsay con una flecha. Sansa se convirtió en Lady Stark y ahora no duda en decirle a su hermano y a la recién llegada reina Daenerys Targaryen lo que piensa.

Sansa es considerada menos valiente y fuerte que su hermana Arya tan solo por no haber empuñado nunca una espada. Pero si algo aprendió fue a sobrevivir en los contextos donde la vida la obligó a estar. A pesar de haber sido martirizada por Joffrey Baratheon y su madre Cersei en King's Landing y luego sufrido todo tipo de vejámenes al lado de su ex esposo, Ramsay Bolton, ella no se quebrantó ante el dolor y logró sobrevivir. Incluso mató a Bolton largando sus propios perros hambrientos sobre él.

Un artículo de Medium explica muy bien esta diferencia: "¿Qué hace débil a Sansa y fuerte a Arya? la respuesta es un fenómeno cultural: mientras Arya se masculiniza y de hecho, es físicamente capaz de defenderse, Sansa depende de sus modales y su habilidad para sobrevivir a la corte, lo que no suele considerarse un atributo de fortaleza".

"El poder de Sansa no es evidente: está en su capacidad para adaptarse a circunstancias de enorme complejidad, con una rapidez que podría desconcertar a personajes con mentes menos sutiles que la suya. Ella no utiliza la fuerza bruta ni física y es esa ausencia de valores notorios sobre el poder?-?Sansa no sabe sostener una espada pero mantiene un férreo e inteligente control en Winterfell -?lo que hace que el personaje sea un constante enigma para la mayoría de los lectores y también la audiencia", reflexiona.

Y concluye: "Sansa no lucha a brazo partido, no acudirá a la batalla ni montará un dragón, pero es fuerte. Tanto como para controlar una región levantisca y hosca como el Norte. Tanto como para oponerse a los planes inmediatos de Jon, su hermano mayor y heredero de las tierras de su padre. Sansa, desde la discreción silenciosa de su en apariencia, inevitable segundo plano, se ha revelado como uno de los personajes fundamentales para entender el juego de poder en Westeros".